Tiene seis años, padece Pubertad Temprana y necesita una costosa medicación importada

La pequeña fue diagnosticada en el mes de febrero en el Hospital Materno Infantil. Desde entonces, la entrega de las inyecciones hormonales –que tienen un costo de 170 mil pesos- que le permiten mejorar su calidad de vida fueron otorgadas de manera intermitente por el Estado. “Es abandono de persona”, dice su madre. 

16 de Octubre de 2021 16:18

Por Redacción 0223

PARA 0223

Emilia es una pequeña de seis años que, en el mes de febrero, luego de varios estudios fue diagnosticada en el Hospital Materno Infantil con Pubertad Precoz Central, una rara enfermedad que en las niñas genera la aparición de los caracteres sexuales secundarios y aumento en la velocidad de crecimiento junto a una maduración precoz de los cartílagos de crecimiento que “envejecen” antes de tiempo. 

Para tratar la enfermedad, la niña se somete a un tratamiento hormonal que contempla la aplicación de Triptorelina cada 28 días, pero en los últimos meses, el Ministerio de Salud no autorizó el ingreso de la droga para la pequeña, por lo que la familia se vio obligada a adquirir la medicación de manera particular, pro el alto costo de la misma hace que Emilia esté al límite de cortar con su tratamiento.

“Cada ampolla que se aplica Emi tiene un costo de 170 mil pesos. Puedo hacer un esfuerzo y comprarlo un mes, pero no puedo hacer frente a estos costos todos los meses”, explica a 0223 Mariana Fondovila, madre de la pequeña,  al tiempo que resalta que desde el nosocomio en el que se atiende Emilia realizaron todos los trámites necesarios para facilitarle la medicación de manera gratuita. 

“Cuando empezaron los retrasos, me acerqué a la farmacia del Hospital para averiguar cuál era el problema, porque Emi no puede cortar el tratamiento y ahí constaté que los pedidos están ingresados y tienen número de reclamo”, dice al tiempo que resalta que dos días de demora en la aplicación de sus dosis es “muchísimo tiempo” para u paciente con su diagnóstico, por lo que desde el Hiemi le proporcionaron el número del laboratorio que comercializa la droga para continuar el trámite de manera particular hasta que el Ministerio de Salud autorice la entrega de la medicación.

“Todos los meses se ingresa el formulario para que el Ministerio de Salud autorice la Triptorelina de uso trimestral, que es la recomendable para los pacientes pediátricos, y de uso mensual  para mi hija, pero hay meses que no llega o llega tarde y Emi no puede estar así. Este mes no le autorizaron la medicación y ya no sè a quien recurrir”, detalla mientras concluye que fuera del nosocomio, “nadie brinda una respuesta, nadie se comunica conmigo. Me dieron un 0800 para llamar al Ministerio.. Es un claro abandono de persona”, cerró.
 

Temas

    Comentarios de usuarios de Facebook