Coronavirus

19 de Marzo de 2020 12:08

Belén Casetta, aislada con los mejores atletas del mundo en un pueblo de Kenia: "Todavía podemos entrenar"

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Casetta, en medio de un entrenamiento en Kenia (Fotos: Instagram).

La atleta marplatense lleva tres semanas de entrenamiento en la localidad de Iten, y dialogó con 0223 tras los primeros casos de coronavirus en ese país africano.

En medio de la pandemia mundial del coronavirus, la atleta marplatense Belén Casetta se encuentra desde el 26 de febrero pasado en la localidad de Iten, Kenia, viviendo una experiencia extraordinaria para su preparación deportiva con vistas a un objetivo hoy de incierta realización: los Juegos Olímpicos de Tokio. Días atrás, se confirmaron los primeros tres casos en este país africano, lo que generó la toma de las primeras medidas por parte del presidente Uhuru Kenyatta, que cerró las fronteras para quienes provengan de los países afectados.

Desde Kenia y a 360 kilómetros de Nairobi, capital de ese país, Casetta dialogó con 0223. Allí se encuentra junto a los mejores atletas del mundo, tanto locales como internacionales y se refirió cómo vive esta situación: "Estamos como aislados. Iten está a 2.500 metros de altitud, y aquí se encuentran los mejores velocistas del mundo: medallistas mundiales, olímpicos, atletas con récords mundiales. Está Luiza Gega, de Albania, finalista en los 3.000 metros en Doha", sostuvo quien hasta hace dos días estuvo acompañada por el entrenador Leonardo Malgor. "Ya cerraron las fronteras por pedido del presidente, están controlando el ingreso a este pueblito para cuidar a sus atletas. Las rutas principales están controladas por policías y militares. Los atletas podemos seguir entrenando, pero con restricciones, no es que no tenemos noción de lo que sucede", agregó la marplatense olímpica en Río 2016. 

En las últimas horas, el maratonista alemán Hendrik Pfeiffer -presente también en Iten- declaró sentir miedo porque los pobladores creen que los blancos son "foco de contagio". Casetta, al respecto, contó su experiencia. "Por el momento no he vivido ninguna situación incómoda con la población. Hay entre 3 y 7 casos en el país. Pero estamos a 400 kilómetros de la capital. En este momento no me siento molesta por ningún motivo", señaló.

Casetta, finalista en el Mundial de Atletismo de Londres 2017, tiene una rutina bien marcada en Kenia, comenzando a las 6 de la mañana, afrontando exigentes entrenamientos en doble turno en caminos rurales y pista, almuerzo a las 19.30 y a las 21 a descansar. Sobre qué modificó el coronavirus en lo cotidiano, explicó: "En grupo no podemos entrenar más de cinco personas juntas. Hay horarios especiales para ir a la pista. En el alojamiento donde estoy, para ingresar me tengo que lavar las manos, los atletas estamos aislados, durmiendo en habitaciones separadas e incluso en las comidas. Alcohol en gel en todas las mesas". Y agregó: "Del alojamiento a entrenar, y al volver, enjuagarse, desinfectarse, ingresar al predio y descansar. Nada más. Eso sí: hay muchas personas que se les genera la duda. El tema es que el presidente de Kenia tomó esa medida de aislarnos y permitirnos entrenar, pero con las restricciones lógicas."

En rojo, ubicación del poblado de Iten, Kenia, donde entrena Casetta.

Belén Casetta también pensaba su preparación para el Grand Prix Sudamericano de Concepción del Uruguay (suspendido, se iba a disputar a fin de mes), el Torneo Nacional y el Iberoamericano, competencias hoy de difícil realización por la pandemia. Una situación que complica al mundo del deporte, que en todas sus disciplinas tiene eventos clasificatorios a los Juegos Olímpicos que han sido cancelados.  

La marplatense tiene fecha de regreso al país para el 4 de abril. Y espera no tener inconvenientes para retornar:  "el continente africano no vive aún la gravedad de Sudamérica, Europa o Estados Unidos. Leo (Malgor, entrenador) volvió ayer y no tuvo inconvenientes, su vuelo iba de Etiopía a Buenos Aires". A la distancia, se mantiene en contacto con su familia: "ellos están en cuarentena y si los acompañara allí, haría lo mismo. Acá por ahora nos dejan salir a entrenar. Cuando el encargado del sistema de salud de Kenia nos pida lo contrario, acataremos". 

Por último, Belén expresó sus sensaciones respecto a esta experiencia deportiva y social que está viviendo en Kenia, la tierra de los atletas más veloces del mundo: "me están demostrando cómo culturalmente se comportan con el atletismo. Para ellos es lo normal salir a entrenar todos los días, la cantidad de profesionales que hay. Sus vidas se basan en correr. Los circuitos que tienen son una experiencia increíble, la cantidad de gente que sale a correr a ritmos bestiales, o entrar a una pista de atletismo y encontrarme con 150 personas girando alrededor de la pista a ritmos debajo de 1m10s los 400 metros...es impresionante", cerró ante 0223.

Compartir
Compartí esta nota