Coronavirus

26 de Marzo de 2020 13:17

Pasear a los perros, el principal argumento para salir a la calle en Mar del Plata

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Los paseos de perros son las salidas más habituales en tiempos de cuarentena.

Si bien está contemplado, en las calles se ve un "exceso" de paseos de mascotas. "Hay gente que sale cuatro veces a pasear al perro", cuentan los policías. Fuera de eso, el séptimo día de cuarentena tiene un fuerte acatamiento en Mar del Plata. 

Con guantes de latex negros, la mujer camina por una desolada calle Güemes de persianas bajas y luces apagadas. Tiene camisa y pantalón de jean, con una cartera de cuero marrón cruzada sobre el hombro. Detrás suyo, un hermoso pastor inglés, la sigue de cerca. Son las 11.15 y en el séptimo día de aislamiento obligatorio la mujer es una de las muchas personas que pasean a sus perros por las calles de Mar del Plata.

“Por suerte se ve bastante cumplimiento. Pero lo que más nos cuesta es hacerle entender a la gente a la gente que no se abuse. Algunos pasean al perro cuatro o cinco veces por día”, confiesa un efectivo de la policía bonaerense que amablemente se acercó al equipo de 0223 para constatar qué estaba haciendo en la calle.

 

Es llamativo ver que en medio del poco movimiento que hay en las calles de la ciudad se destacan aquellos que salen a pasear a sus mascotas. Guarda cierta lógica que sean los que más se ven: aquellos que tienen permiso para salir a trabajar, salen de su casa e ingresar a su lugar de trabajo, no deambulan por la calle. Luego están quienes salen a hacer las compras (a pie o en auto) que en el peor de los casos forman una espaciada fila en la puerta del comercio.

Aquellos que pasean perros, no. Aprovechan para caminar por la zona de su casa. Algunos, toman precauciones y deciden ponerse barbijos y guantes para estar prevenidos ante el avance del coronavirus. Otros, en cambio, salen con la correa y el can vestidas para un sábado o domingo habitual, lejos de lo que se vive por estas horas en medio de una pandemia que sacude al mundo.

 

Desde el municipio están satisfechos con el nivel de cumplimiento que hay en Mar del Plata acerca de la decisión presidencial. En términos generales, los marplatenses entendieron la necesidad de quedarse en casa. “Si ves el desmadre que hay en la Ciudad de Buenos Aires en las horas en la que la gente va a trabajar, y ves lo que pasa en Mar del Plata, sentís que estamos en Tokio”, graficó una alta fuente municipal.

Tanto los efectivos que caminan por las calles como las autoridades municipales coinciden en que el nivel de respeto por la normativa es alto. Que la mayoría de los problemas se da porque muchos no terminan de saber. “El tema más complejo es la cantidad de dudas que hay en todos lados respecto de lo que se puede hacer y lo que no se puede hacer”, explicó un funcionario del Ejecutivo.

 

Durante la recorrida realizada por este medio tanto por la zona de Güemes como por la costa, el movimiento fue escaso. Es más: en las playas de La Perla no había absolutamente nadie.

Esto no significa relajarse ni que el 31 de marzo se terminará. Las autoridades municipales saben que el tema va para largo. Los controles se intensificarán, pero por estas horas corre otra preocupación en el municipio: los abusos de precios.

 

“Lo que sí estamos notando que a muchos comerciantes les cuesta hacer caso a las medidas de congelamiento de precios que dispuso el gobierno nacional. Por eso en las próximas horas vamos a hacer foco ahí”, señalaron desde el municipio.

De este modo, no solo las áreas de Lealtad Comercial de la comuna, sino los propios inspectores de Afip que hoy no están atendiendo al público también se sumarán al control en comercios de todo tipo: “La orden es que salgan a controlar. Grandes cadenas, supermercados chinos, almacenes, todo”.

 

Compartir
Compartí esta nota