Rodríguez Larreta: “A la hora de la verdad hemos mostrado unidad y así seguiremos” | 0223

Rodríguez Larreta: “A la hora de la verdad hemos mostrado unidad y así seguiremos”

El jefe de Gobierno porteño dijo que está trabajando en un plan para toda la Argentina y aseguró que hace más de un año que no habla con el presidente. Afirmó que la exploración off shore frente a las costas de Mar del Plata se puede hacer con cuidado del medioambiente. 

Horacio Rodríguez Larreta pidió un plan a 25 años para la Argentina.

15 de Octubre de 2022 13:45

Horacio Rodríguez Larreta se sienta en el espacioso salón del Torreón del Monje donde se prepara para dar la entrevista a 0223. Rechaza gentilmente una de las marcas distintivas de Mar del Plata: una medialuna. "Ni me la ofrezcas, me tengo que cuidar", dice el dirigente del Pro que en los últimos 30 días recorrió La Matanza, Lomas de Zamora, Luján, Pinamar y Olavarría, entre otros distritos, con la idea de instalarse como candidato presidencial. "Estoy trabajando en construir un plan para toda la Argentina y escuchar a los vecinos", dice.

Durante la charla reconoce que hace un año largo que no habla con el presidente de la Nación Alberto Fernández y que no tiene dudas de que Juntos por el Cambio llegará unido a las elecciones de 2023: “A la hora de la verdad hemos mostrado unidad y así seguiremos”.

Cuestiona la gestión económica del gobierno nacional, reclama un plan a 25 años y asegura que los altos niveles de consumo que se ve en ciudades turísticas como Mar del Plata y en muchos puntos del país también se explica por la crisis: "La falta de un rumbo hace que la gente se saque los pesos del bolsillo lo antes posible".   

Durante su paso por Mar del Plata, el jefe de Gobierno porteño destacó la importancia del Puerto para el futuro de la economía del país y remarcó que la explotación petrolera frente a las costas de Mar del Plata debe hacerse con resguardo del medioambiente. "Pero el desarrollo no tiene por qué ser incompatible, hay que hacer las cosas bien", aclara.

-¿Ya está lanzado para ser candidato a presidente?

-Estoy trabajando en lo más importante que es construir un plan para toda la Argentina, que tiene que tener sus referencias locales. Un desafío de la Argentina es recuperar el federalismo. Por eso es muy importante ir escuchando las realidades de cada uno de los lugares. Acá vamos a ir al Puerto, que en Mar del Plata tiene un peso enorme. Hoy estoy dedicado a escuchar y alimentar un plan para todo el país.

-¿Cuánto le preocupa la interna del Pro que tiene picos muy agresivos?

-Es la primera vez desde la vuelta a la democracia que con el peronismo  -ahora llamado kirchnerismo- en el gobierno la oposición se mantuvo unida. Es un valor enorme de todo Juntos por el Cambio. Llegamos unidos a la elección intermedia y la ganamos gracias a esa unidad. Frenamos algunos embates del kirchnerismo sobre la justicia, por ejemplo. Frenamos la reforma de la Corte, que obviamente es la intención del gobierno de controlar la justicia. Frenamos sacar al Procurador. Más allá de las discusiones internas válidas en un sector mayoritario y heterogéneo a la hora de la verdad hemos mostrado una unidad que no se demostraba desde la vuelta de la democracia.

-¿Y la van a poder sostener hasta las elecciones?

-Sin ninguna duda.

-¿Con el radicalismo también?

-Sin ninguna duda.

-¿Cómo está su relación con Macri?

-Estuve con él a principios de esta semana.

-Hubo críticas de él hacia usted y una respuesta de usted hacia él.

-No tomé nada de lo que él dijo como críticas. Y yo no le respondo a él, en algún caso doy mi posición que puede ser diferente a la de él. Es válido. Pero no le contesto a él. Le preguntan a Mauricio, me preguntan a mí... no en todo tenemos que pensar lo mismo.

Rodríguez Larreta estuvo en Mar del Plata con Diego Santilli, pero también destacó la figura de Cistian Ritondo.

-Usted respalda a Diego Santilli a la gobernación, pero compartió una actividad con él y Cristian Ritondo, otro de los precandidatos.

-Diego es un muy buen candidato, conoce muy bien la provincia; Cristian también, es un tipo que tiene mucha experiencia en la provincia. Al igual que Diego tiene experiencia en uno de los temas más sensibles que es la seguridad. Tanto con Diego como con Cristian trabajo hace muchos años. Diego es el ganador de la última elección, pero Cristian también es de mucha confianza.

-¿La foto de los tres juntos busca aplacar los ánimos en la interna?

-La idea es trabajar juntos los tres y muchos otros; María Eugenia Vidal también, por ejemplo. Hace 20 años que venimos trabajando juntos y vamos a seguir haciéndolo, más allá del rol que le toque a cada uno.

-¿Qué opina de eliminar las Paso?

-Es trampa. No se pueden cambiar las reglas de juego para la elección que viene. Si alguien quiere discutir las Paso o el sistema electoral se puede discutir pensando en el futuro, pero no para una elección para la que faltan algunos meses. El kirchnerismo no tiene los votos, con lo cual espero que no haya cómplices que lo acompañen en hacer trampa. Es como que cambiemos ahora las reglas del fútbol para el mundial.

Rodríguez Larreta dijo que eliminar las Paso es "hacer trampa".

-¿Y qué cree que va a pasar?

-No se puede cambiar la regla electoral.

-¿Eso es lo que cree que va a pasar o lo que desea?

-Es lo que creo y quiero.

 

Su relación con el presidente y el rumbo económico

-¿Hace cuánto que no habla con el presidente?

-Hace más de un año, largamente.

-¿Lo intentó?

-No, la verdad que no lo intenté. Eso no quiere decir que a nivel operativo todo lo que haya que coordinar entre los gobiernos siempre lo vamos a hacer. Es nuestra responsabilidad más allá de la política. Pero en términos de relación personal con él no he vuelto a tener contacto.

-Le preocupa la escalada de violencia a la clase política

-Me preocupó muchísimo el atentado contra la presidenta, lo salí a repudiar al minuto y a ponerme a disposición. Creo que como país perdimos una gran oportunidad. El presidente podía o debía haber convocado a un mensaje de unidad nacional. Fue una situación en la que como país teníamos que estar todos juntos. Por el contrario esa misma noche volvió a apelar a la división, a los culpables, a la grieta. Y no es bueno para la Argentina.

-Hubo una convocatoria del ministro del Interior a todos los sectores. ¿No la consideraron?

-A mi no me convocó nadie. Hubo algunos comentarios periodísticos, algunas expresiones, pero a mí nadie me convocó.

-¿Y no hubiese sido un buen gesto de la oposición ir de todas maneras?

-Si nos hubieran convocado, pero nadie nos convocó. El discurso del presidente de esa misma noche fue un discurso de división y convocaron a sus adeptos a la Plaza de Mayo al otro día. Perdimos una oportunidad.

Desde Mar del Plata, Rodríguez Larreta dijo que la explotación off shore puede hacerse con cuidado del medioambiente.

-¿Qué le genera la gestión del presidente?

-Que no tiene rumbo y eso es grave para la Argentina. No sabemos hacia dónde vamos, hay una improvisación constante, falta de convicción respecto de hacia dónde ir. No tenemos un plan. Es más, lo he escuchado a él jactarse de no tener un plan económico y en economía lo que tenés que dar es previsibilidad. A la industria de la pesca de Mar del Plata le tenés que mostrar un rumbo a futuro. Son industrias que requieren inversiones a largo plazo.

El gobierno lanzó el famoso dólar soja durante 25 días. Lo que necesita la Argentina es un plan a 25 años. Ahora hablan del dólar Coldplay, el dólar Qatar, el dólar no se qué... todo es improvisación y parche tras parche. Así la Argentina no crece, no genera empleo privado. Necesitamos un plan.

-¿Qué medidas tomaría en caso de ser electo presidente?

-No es un tema de medidas, que son específicas o aisladas. La Argentina tiene que tener un plan de desarrollo para saber en qué dirección va a crecer, quiénes son los aliados estratégicos, a quién le vamos a vender. Un motor de nuestro desarrollo es la exportación y la Argentina exporta muy poco comparado con otros países.

Países que tienen un frente costero tan amplio como el nuestro, en algunos casos, llegan hasta el 15 o 20% del PBI con lo que obtienen de las costas. Acá es el 1%. El desperdicio de potencial que tenemos de toda la zona costera, respecto de la pesca y la energía, es enorme. Nunca ha habido un plan. Son industrias que requieren inversiones a 20 o 30 años. Pero si no saben qué va a pasar en 20 o 30 días, es imposible que exporten. Es un potencial que podría estar desarrollando Mar del Plata y todas las ciudades costeras hacia el sur. Lo desperdiciamos y ni siquiera tenemos capacidad de control. Todo el tiempo vemos imágenes de barcos chinos entrando a aguas argentinas.

-¿Ve algo positivo de la gestión de Massa al frente de Economía?

-Hasta ahora cuesta evaluarlo porque no veo un plan. Que haya medidas de parche no va  a solucionar los problemas de la Argentina.

-¿En el contexto actual se puede pensar en un plan cuando hay tantas urgencias?

-Se debe y eso lo tiene que conducir quien lidera, que es el gobierno. Todos los países que salieron adelante de situaciones iguales o más críticas que la Argentina fue porque trazaron un plan y lo mantuvieron durante 20 años, venga quien venga como presidente. El plan no se discute. Puede haber matices, improntas personales, pero el plan no se discute.

"La falta de confianza en la moneda hace que la gente se saque los pesos de encima", dijo Rodríguez Larreta.

-¿Y es posible en una Argentina actual con una división política tan marcada?

-Lo veo imprescindible. Es un tema de convicción. Es posible si el liderazgo está convencido de que es el camino. Israel estaba mucho peor que nosotros en 1985. 500% de inflación. El liderazgo de Shimon Peres logró consensuar un plan que lo mantuvieron hasta hoy. Ese es el camino. Israel hoy es una potencia con 3% de inflación anual.

Se ve en los últimos tiempos mucho movimiento, mucho consumo. ¿Cómo lo explica?

-La falta de confianza en la moneda, la falta de un rumbo hace que la gente se saque los pesos del bolsillo lo antes posible. Eso acelera el consumo, pero es pan para hoy y hambre para mañana. Ese consumo que se acelera no es ahorro y el ahorro es lo que genera la inversión a largo plazo. Es la ilusión monetaria que da la inflación.

-Mencionó el tema de recursos energéticos. Hay un debate en Mar del Plata por la exploración off shore. ¿Tiene una postura tomada sobre el tema?

-Más allá de los detalles del proyecto en particular, creo que tenemos que ser responsables y enormemente cuidadosos del medioambiente, pero el desarrollo no tiene por qué ser incompatible, pero hay que hacer las cosas bien. Por lo que me comentó Guillermo Montenegro acá no se tomaron las instancias previas necesarias para garantizar que el proyecto se haga bien. Se pueden hacer las cosas bien. Hay países que explotan la minería de manera responsable y hay que hacerlo de manera responsable.

La mayor cumbre de alcaldes del mundo se hace en Buenos Aires a partir de la semana que viene. Y eligieron Buenos Aires por el ejemplo y el compromiso que mostramos con el cambio climático.

-¿La energía es la oportunidad de salir de la crisis?

-El mundo necesita la energía Argentina. Con el problema que hay con la guerra uno de los grandes proveedores de energía, Rusia, está muy cuestionado. La Argentina puede ocupar ese espacio. Tenemos el yacimiento de hidrocarburos no convencionales más grande del mundo.

-El gobierno también hace ese planteo. ¿Qué falta?

-No hay que mirar las cosas aisladas. No hay un plan para explotar esas posibilidades. Tiene que haber un plan de desarrollo que incluya todo: estabilidad, replanteo del sistema impositivo, actualización del sistema laboral, replantear el sistema federal. Dentro de eso, tenés el plan para promover la industria energética. Pero vos no podés potenciar la industria energética si no tenés estabilidad. Con estos niveles de inflación nada funciona. Con estos niveles de carga impositiva, nada funciona. Si no hay una mirada integral no hay plan específico que vaya a funcionar.

-Si le toca gobernar el país, ¿cuánto cree que puede llevar estabilizar la situación económica?

-No hay soluciones mágicas. Nada se puede hacer de un día para el otro. Sí lo que hay que hacer en las primeras 90 horas, es trazar un rumbo. Mostrar claramente hacia dónde vas y cuáles son los pasos que vas a dar para llegar a ese camino. No vas a dar todos los pasos juntos porque te caés, pero sí tenés que mostrar el rumbo. Vamos para allá, estos son los sectores que vamos a potenciar, estos son los mercados del mundo que vamos a abrir, este es el modelo monetario-cambiario que nos va a garantizar la estabilidad, este va a ser el sendero fiscal, este será el sistema impositivo para promover más exportaciones. El rumbo tiene que ser lo más claro y preciso, rápido.

-¿Ya lo tiene ese rumbo?

-Lo estamos trabajando, pero va a depender de la situación de la Argentina el día que asumamos. Hoy hay una enorme cantidad de incertidumbres respecto del país de acá a un año. No es lo mismo una inflación del 60% que una del 200%.