RADIO
EN VIVO
imagen

Fútbol local

28 de Febrero de 2019 12:24

El Kimberley 2019 tuvo su primera prueba

Matías Barreiro se paró como tradicional enganche para asistir a Ezequiel Goiburu y Marcos Rondanina. (Foto: Prensa Kimberley)

El "dragón" siempre es candidato en la Liga Marplatense, cambió de conducción con la salida de Mignini y la llegada de Diego Montina e inauguró su serie de amistosos con un triunfo 3 a 1 a Boca.

Kimberley se impuso en su cancha ante Boca por 3 a 1 en lo que fueron los primeros minutos de práctica formal del ciclo de Diego Montina. Marcos Rondanina fue el goleador de la tarde con dos gritos. El próximo viernes, el "dragón" se medirá con Independiente, también en Polonia y Vértiz.

Poco más de dos semanas después de haber comenzado con la puesta a punto para afrontar el calendario 2019, Kimberley, de la mano de Diego Montina, tuvo sus primeros 45 minutos de fútbol ante su par de Boca de Mar del Plata. Con nuevos nombres, cambios de esquema y funcionamiento, el "dragón" supo manejar los tiempos del encuentro y, pese a haber arrancado perdiendo, lo dio vuelta dejando una imagen positiva.

El primer interrogante a responder era sobre el estilo que iba a intentar imponer Montina. Y pese a que no se alejó mucho de lo que acostumbra, los refuerzos, acomplados a los que ya estaban en el club, terminaron mostrando ciertas particularidades. Desde el inicio, el cuerpo técnico decidió plantar un 4-3-1-2 en cancha. Gabriel Barucco se mantuvo como arquero titular y cerca de él la defensa formó con Guido Lucero, Emiliano Fortete, Bautista Fares y Franco Simic. En el medio, Damián Luengo se posicionó como volante central y a sus costados estuvieron Joaquín Baigorria y Agustín Jaureguiberri. El hombre "libre" fue Matías Barreiro que jugó de clásico enganche para asistir a la dupla ya conocida formada por Ezequiel Goiburu y Marcos Rondanina.

Aunque en el comienzo se notaban ciertos desajustes producto del poco tiempo de ensayo, las correcciones constantes de Montina fueron afinando el funcionamiento con el correr del reloj. Con la idea de mantener un equipo corto dentro de la cancha, el Dragón se exponía a los pelotazos largos a las espaldas de los laterales pero mantenía la supremacía en el medio. 

Así llegó el gol de Boca en el mejor momento de Kimberley. Agustín Costa picó a las espaldas de Fares y Simic, se fue mano a mano con Barucco y definió sin problemas para establecer el 1 a 0 en la primer llegada del elenco de "Luli" Ríos. Sin embargo la ventaja duró poco. Baigorria y Jaureguiberri mejoraron la sociedad con Barreiro, Goiburu explotó en velocidad por derecha y Rondanina apareció en su faceta goleadora para estampar el 1 a 1. Poco después, una desatención entre Lucas Llanos y Caldeira terminó en el 2 a 1 en contra del marcador central y el partido ya estaba inclinado a favor del local.

Con el marcador a favor, Montina empezó a mover el banco de suplentes para darle minutos a Franco Giorlando, Franco Hernández y Fermín Iriarte. Ya con poco tiempo por disputarse, el "Cholo" volvió a aparecer dentro del área de Caldeira y con un buen zurdazo puso el 3 a 1 que iba a ser final.

Más allá del resultado, la adaptación a la nueva idea de juego por parte de los jugadores fue lo que se llevó el cuerpo técnico de la fría tarde de hoy. El próximo viernes Kimberley volverá a tener fútbol en Polonia y Vértiz ante Independiente.