Coronavirus

22 de Julio de 2020 08:04

Los CBE ya asisten a 355 comedores y aseguran que la situación "llegó al límite"

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Los comedores y merenderos crecen en Mar del Plata. Foto: 0223.

Así lo plantearon los coordinadores de los CBE en una reunión virtual con el intendente Guillermo Montenegro. Pidieron que se garanticen 20 mil kilos de alimento semanal para asistir a los sectores más vulnerables. 

En una reunión que mantuvieron con el intendente Guillermo Montenegro, los coordinadores de los Comité Barriales de Emergencia (CBE) le plantearon al jefe comunal las dificultades que están atravesando los sectores más vulnerables en materia sanitaria y alimentaria.  

En torno a la grave problemática alimentaria que vive Mar del Plata, los CBE plantearon la necesidad de llegar a los 20 mil kilos semanales durante al menos los próximos tres meses. Actualmente reciben cerca de 12.500 kilos y aseguran que no alcanza.

Según explicaron, los dispositivos alimentarios "crecieron significativamente" desde el último encuentro que habían tenido con el intendente y también le plantearon su "preocupación por la calidad de los productos entregados". Hace un mes asistían a 300 comedores y merenderos. Hoy ya son 355.

Montenegro dio algunas respuestas a las inquietudes planteadas por los referentes de los CBE y prometió dar una respuesta más detallada el martes próximo. El jefe comunal estuvo acompañado por Verónica Hourquebie (Desarrollo Social), Santiago Bonifatti (Gobierno), Ariel Martínez Bordaisco (Concejo) y Carina Conde (Salud).

 

"Desde los CBE quedamos a la espera de repuestas favorables a los reclamos. Como se le señaló al intendente en la reunión, los tiempos se agotaron, la situación sociosanitaria reviste una gravedad pocas veces vista", advirtieron en un comunicado. 

Más allá del tema alimentario que fue el eje principal de la charla, también se abordaron las problemáticas de género y las condiciones de habitabilidad en los barrios populares.

Otros temas que se tocaron fueron el funcionamiento del 107, la asistencia a los aislados, la apertura de nuevos centros covid, la implementación del programa Detectar y la necesidad de convocar al comité de crisis, que no se reúne desde el 2 de abril, además de la importancia de contar con insumos para garantizar la higiene personal y comunitaria.