Coronavirus

7 de Julio de 2020 14:23

Mirá cómo fue la prueba piloto para el fútbol-metegol

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

La misma se llevó a cabo en el complejo Punto Sur y tiene como objetivo el retorno de las canchas de "Papi" para la vuelta de los jugadores y la reactivación económica de los predios deportivos. Miralo. 

Cada rubro tiene su protocolo y el fútbol no es la excepción. Y no hablamos del fútbol profesional o los clubes que tienen el propio y que esperan el visto bueno de la AFA para poder retomar las prácticas. En este caso, los que se movieron fueron los de los complejo deportivos de la ciudad, que ven que llevan más de tres meses sin poder brindar el trabajo, que no están dentro de las prioridades y se hace cada vez más cuesta arriba mantenerlo. Entonces, con la aplicación "Alquilá tu cancha" hicieron una prueba piloto en Punto Sur.

Volver como sea, pero volver. Hace unos días, se viralizó un video de cómo habían regresado a los partidos entre amigos en Rosario y esa misma iniciativa se tomó en varios puntos del país. "En varios lugares de Argentina estamos proponiendo lo que es el fútbol-metegol o fútbol con distanciamiento, que son dos conceptos: por un lado permitirles a los jugadores que vuelvan a la cancha, que la pelota empiece a rodar, hacer un poco de entrenamiento, y también para lo que tiene que ver con la reactivación económica de los complejos deportivos de la ciudad, ya vimos que sirvió en Rosario, funciona en Mendoza también, se elevó el pedido en Tucumán y ahora vamos por Mar del Plata, porque estamos en una fase que nos permite empezar a pensar en este fútbol con distanciamiento o entrenamiento con 10 personas", explicó Sebastián Vekselman , responsable de la aplicación que nuclea a los establecimientos deportivos y que promueve este tipo de fútbol para volver a la actividad mediante un protocolo

Es muy diferente al fútbol tradicional y el "metegol" es la mejor forma de explicarlo aunque, por supuesto, no están enganchados a ningún palo ni agarrados de la mano, lo que se busca es que haya separación entre los jugadores. "Quedan aproximadamente 10 metros cuadrados por persona, es más que suficiente para respetar el distanciamiento. Depende también de las dimensiones de la cancha, hay de 5, 7, 9 u 11, la idea es proponer ese espacio de acuerdo a las posibilidades, sin poder trasladarse o pasar de zona. Se juega a los toques, a lo que nos enseñaron cuando éramos chicos y un remate final a meter el gol que puede ser de cualquier posición, pero sin salir de la que está cada uno", contó

Respecto al protocolo, "es el mismo que mandamos a la municipalidad hace dos meses, nos pidieron algunos retoques que ya los hicimos y lo devolvimos corregido. El buffet y el vestuario está cerrado, solamente el expendio de bebidas como boca de kiosco, pero sin permitir que la gente se siente ahí a consumirlo. Los jugadores tienen que llegar cambiados, ingresan a la hora del turno y se van cinco minutos antes para no cruzarse con los que vienen a jugar después".

La situación, más allá de los jugadores que quieren juntarse a compartir un rato o despuntar el vicio, hay una realidad que tiene que ver con la económica y la mantención de esos predios. "En mar del Plata hay alrededor de 120 canchas de 5 a 11 jugadores, algunas con techo, otras al aire libre, de sintético, parquet o cemento", analizó Vekselman.

Por último, aseguró que, en esta forma, "no deja de ser un deporte individual jugado de esta manera. Si vos aislás a un jugador en cada zona, se puede considerar así. Es lo que estamos buscando, otros municipios lo permitieron y funcionó. Lo importante es que los jugadores y los predios respeten las normas de seguridad, para poder volver con la mayor normalidad posible".