0223.com.ar
Juzgan a policía que baleó a un joven en el piso y le provocó la amputación de la pierna

Juzgan a policía que baleó a un joven en el piso y le provocó la amputación de la pierna

Por Redacción 0223

La víctima declaró en la apertura del debate en el Tribunal Oral en lo Criminal 1. La defensa de Maximiliano Castellano adelantó que discutirán la autoría y responsabilidad que planteó la fiscalía.

Con la declaración del joven que sufrió la amputación de una de sus piernas producto de los postazos de goma que le disparó un policía cuando estaba tirado en el piso, comenzó el juicio que se le sigue al sargento Maximiliano Castellano. Los hechos investigados ocurrieron en marzo del año pasado cuando tras una persecución, la policía redujo a la víctima de 18 años en Ortiz de Zárate y Canosa.

Ante los miembros del Tribunal Oral en lo Criminal 1, Matías Cornejo relató que la noche del 19 de marzo del año pasado circulaba junto a su primo en una motocicleta y que un patrullero comenzó a perseguirlos cerca de la costa cuando se dirigían al skate park. El joven de 19 años relató que no frenaron porque recién habían recuperado la moto del playón de secuestro y que cayó al piso cuando agarraron una cuneta en la parte trasera del estadio José María Minella. 

“Yo salté de la moto y caí al piso donde los policías me pegaron y Maximiliano me tiró tres tiros cuando estaba en el piso”, le dijo el joven a los jueces Aldo Carnevale, Facundo Gómez Urso y Pablo Viñas. Más allá de referirse al imputado por su nombre de pila, no pudo recordar en un primer momento las características físicas del policía porque lo “había visto de reflejo”. Cornejo fue traladado al Hospital Regional, estuvo con custodia policial y sin atención durante una hora y sufrió horas después la amputación de una de sus piernas producto de las heridas recibidas.

Para el fiscal Alejandro Pelegrinelli no hay dudas acerca de la responsabilidad de Castellano –desafectado horas más tarde de la policía- y planteó en su alegato inicial la calificación de homicidio doblemente agravado en grado de tentativa. En su apertura sostuvo que el imputado tuvo “la inequívoca intención de producir sufrimiento” con los disparos que efectuó cuando la víctima estaba reducida en el piso. De manera subsidiaria planteó que el objetivo fue la provocación de vejaciones.

A su turno, la defensa a cargo de Liliana Castañeira adelantó que planteará la falta de autoría y responsabilidad en cualquiera de las hipótesis fiscales. Antes del inicio del debate solicitó la incorporación de una llamada telefónica que recibió su defendido en las últimas horas y que consideró de importancia para el desarrollo de la causa. Tras la oposición del Ministerio Público Fiscal, el presidente del Tribunal adelantó que la decisión de aceptar ese material se definirá más adelante.

Luego de desistir de varios testigos, los magistrados escucharon a la víctima y a otros seis policías que participaron –la mayoría de ellos- de la persecución que terminó con el joven baleado.  La fiscalía hizo hincapié en las coincidencias de los testimonios acerca del accionar de Castellano, mientras que la defensa planteó una serie de contradicciones en varias testimoniales.

La actividad en el séptimo piso de Tribunales se retomará este miércoles con la incorporación por lectura de algunas declaraciones y la presencia de nuevos testigos en la sala de audiencias.

 

Comentarios

Juzgan a policía que baleó a un joven en el piso y le provocó la amputación de la pierna

La víctima declaró en la apertura del debate en el Tribunal Oral en lo Criminal 1. La defensa de Maximiliano Castellano adelantó que discutirán la autoría y responsabilidad que planteó la fiscalía.

Catellano llega a juicio cumpliendo arresto domiciliario. (Foto: 0223).

Con la declaración del joven que sufrió la amputación de una de sus piernas producto de los postazos de goma que le disparó un policía cuando estaba tirado en el piso, comenzó el juicio que se le sigue al sargento Maximiliano Castellano. Los hechos investigados ocurrieron en marzo del año pasado cuando tras una persecución, la policía redujo a la víctima de 18 años en Ortiz de Zárate y Canosa.

Ante los miembros del Tribunal Oral en lo Criminal 1, Matías Cornejo relató que la noche del 19 de marzo del año pasado circulaba junto a su primo en una motocicleta y que un patrullero comenzó a perseguirlos cerca de la costa cuando se dirigían al skate park. El joven de 19 años relató que no frenaron porque recién habían recuperado la moto del playón de secuestro y que cayó al piso cuando agarraron una cuneta en la parte trasera del estadio José María Minella. 

“Yo salté de la moto y caí al piso donde los policías me pegaron y Maximiliano me tiró tres tiros cuando estaba en el piso”, le dijo el joven a los jueces Aldo Carnevale, Facundo Gómez Urso y Pablo Viñas. Más allá de referirse al imputado por su nombre de pila, no pudo recordar en un primer momento las características físicas del policía porque lo “había visto de reflejo”. Cornejo fue traladado al Hospital Regional, estuvo con custodia policial y sin atención durante una hora y sufrió horas después la amputación de una de sus piernas producto de las heridas recibidas.

Para el fiscal Alejandro Pelegrinelli no hay dudas acerca de la responsabilidad de Castellano –desafectado horas más tarde de la policía- y planteó en su alegato inicial la calificación de homicidio doblemente agravado en grado de tentativa. En su apertura sostuvo que el imputado tuvo “la inequívoca intención de producir sufrimiento” con los disparos que efectuó cuando la víctima estaba reducida en el piso. De manera subsidiaria planteó que el objetivo fue la provocación de vejaciones.

A su turno, la defensa a cargo de Liliana Castañeira adelantó que planteará la falta de autoría y responsabilidad en cualquiera de las hipótesis fiscales. Antes del inicio del debate solicitó la incorporación de una llamada telefónica que recibió su defendido en las últimas horas y que consideró de importancia para el desarrollo de la causa. Tras la oposición del Ministerio Público Fiscal, el presidente del Tribunal adelantó que la decisión de aceptar ese material se definirá más adelante.

Luego de desistir de varios testigos, los magistrados escucharon a la víctima y a otros seis policías que participaron –la mayoría de ellos- de la persecución que terminó con el joven baleado.  La fiscalía hizo hincapié en las coincidencias de los testimonios acerca del accionar de Castellano, mientras que la defensa planteó una serie de contradicciones en varias testimoniales.

La actividad en el séptimo piso de Tribunales se retomará este miércoles con la incorporación por lectura de algunas declaraciones y la presencia de nuevos testigos en la sala de audiencias.

 

Conectar
Crear cuenta