Lapicera veloz, presupuesto estancado y reapareció Pulti

Por Redacción 0223

¿De salida?

“No es algo que pueda resolver un intendente que está de retirada”, dijo Ariel Ciano días atrás, cuando le preguntaron sobre el proyecto para ceder la Plaza del Agua por 15 años a Espacio Clarín. Es la opinión de muchos que ven que en el tramo final de su gestión el jefe comunal está tomando decisiones que rozan lo polémico.

El de la Plaza del Agua fue uno de ellos, aunque por ahora tiene final abierto. El Concejo rechazó dar la opinión que requirió el intendente y ahora el jefe comunal debe resolver si eleva una iniciativa privada para que el empresario Marcelo González administre ese sitio emblemático  de Mar del Plata y si el tema queda sepultado.

Pero no es el único. En las últimas horas, Arroyo firmó un acta con la empresa Playa Azul SA para destrabar un tema que genera controversia desde hace tiempo: el desembarco de un nuevo boliche en el complejo Playa Grande.

La empresa que se quedó con la concesión de la cochera de Playa Grande debía realizar una serie de obras en un plazo determinado. No cumplió las obras, ni los plazos. En medio de las sanciones y las advertencias, la firma primero pidió una ampliación de uso al Concejo Deliberante y luego retiró el pedido y dijo que en realidad el uso para instalar un boliche en el espacio ya estaba admitido en el pliego.

Ni el Emtur ni el Concejo hicieron jamás esa interpretación y luego de que el tema permaneciera dormido por un tiempo,  hace algunas semanas Acción Marplatense pidió reflotarlo. Allí, la Comisión de Turismo decidió jugar fuerte y le pidió al Emtur que analice resolver si no correspondía dictarle la caducidad a la concesión por el incumplimiento.

Arroyo se metió en las últimas horas en esa discusión y firmó un acta transaccional con la empresa que establece, entre otras cosas, que allí puede funcionar un boliche.

“Esto da señales de que es un gobierno de salida. Que empezó a firmar todo lo pendiente antes de terminar su mandato”, analizó un dirigente de la oposición.

Y en el arroyismo también tienen una visión similar. “Por ejemplo, el proyecto para disolver el Emsur no es algo que se pueda resolver ahora. Es cierto que tiene una megaestructura para las funciones que le quedaron desde que Arroyo le sacó el manejo de las obras. Pero ahora no va a salir”, admitió un hombre del jefe comunal en el Concejo Deliberante.

 

Sin presupuesto, ni voluntad

La discusión por el presupuesto 2019 y las ordenanzas fiscal e impositiva parece estar encerrada en un círculo vicioso. El secretario de Hacienda Hernán Mourelle asegura que los concejales no quieren tratar la iniciativa por cuestiones políticas. Los concejales dicen que hasta que el Ejecutivo no convoque a una audiencia pública real el tema no avanzará. En esa discusión de sordos, el tema está frenado.

¿Cuáles son las consecuencias de no tener un presupuesto ni aumentos de tasas? Respecto a lo primero, es que no se puede planificar demasiado de lo que había previsto para este año. Apenas se puede avanzar con trámites administrativos en el manejo del municipio, pero nada de nuevas obras o proyectos especiales.

Con respecto a las tasas, es un alivio para el bolsillo de los marplatenses. Sin embargo, es una bomba de tiempo para la próxima gestión si no se destraba el conflicto. Para incrementar la recaudación, Mourelle dividió la TSU en menos cuotas, por lo cual en términos de dinero cada cuota que llega de 2019 es más cara que las de 2018 aunque no exista un aumento. El tema es que en septiembre llegará la última y a partir de allí, si no se aprobó el incremento el municipio dejará de percibir el principal recurso recaudatorio que posee.

“En diciembre Mar del Plata no va a tener un peso en las cuentas. Así que algunos concejales que están enfrentados a muerte con Mourelle ya empezaron a advertir que esta situación se tiene que destrabar porque si no va a ser un caos”, dijo un edil oficialista.

 

No perdona ni a la Armada

Mientras tanto, el intendente Carlos Arroyo sigue rechazando pedidos de eximición de tasas o reclamos que buscan desechar deudas por tributos comunales. Uno de los últimos fue contra un sector con el que Arroyo congenia bastante: la Aramada.

La resolución 510 resolvió rechazar el pedido de exención del pago de la tasa de Seguridad e Higiene, el Fondo de Promoción Turística y los Derechos por Publicidad y Propaganda que había impulsado el Estado Mayor General de la Armada Argentina por los hoteles Antártida Argentina y Tierra del Fuego.

 

Lo que el virus dejó

En septiembre del año pasado la noticia que circuló por diversos medios fue que un virus informático había hecho colapsar el sistema municipal y había afectado los sistemas administrativos de la comuna y las diferentes aplicaciones durante varios días.

En los últimos días, se publicó en el boletín oficial una resolución mediante la cual se le aplicó un apercibimiento a la firma CS Solutions, que ganó la licitación privada 46/18 mediante la cual se debía prestar el servicio de provisión de antivirus para la comuna.

A su vez, le aplicó una multa de $63.000 pesos y le exigió el pago de una diferencia de $341.630,00 entre el contrato y la adjudicación.

 

Lanzado a la carrera

 

El exintendente Gustavo Pulti comenzó a dar pasos firmes para ir en busca de un nuevo mandato, después de abandonar el sillón principal del municipio en 2015. Este jueves lanzó Dialogo por Mar del Plata una iniciativa que propone discutir la realidad y plantear soluciones. La gran incógnita en términos electorales es saber en qué sector competirá el líder de Acción Marplatense.

"Nosotros tenemos un partido consolidado. Y no podemos dar definiciones porque todavía no sabemos cómo se va a armar el escenario nacional", analizaron desde el entorno de Pulti. Sin embargo, ya anticipan que no habrá escenario que los saque de la cancha. "Si tenemos que ir con la boleta corta iremos", avisan.  

Comentarios de usuarios de 0223
Comentarios de usuarios de facebook

Lapicera veloz, presupuesto estancado y reapareció Pulti

¿De salida?

“No es algo que pueda resolver un intendente que está de retirada”, dijo Ariel Ciano días atrás, cuando le preguntaron sobre el proyecto para ceder la Plaza del Agua por 15 años a Espacio Clarín. Es la opinión de muchos que ven que en el tramo final de su gestión el jefe comunal está tomando decisiones que rozan lo polémico.

El de la Plaza del Agua fue uno de ellos, aunque por ahora tiene final abierto. El Concejo rechazó dar la opinión que requirió el intendente y ahora el jefe comunal debe resolver si eleva una iniciativa privada para que el empresario Marcelo González administre ese sitio emblemático  de Mar del Plata y si el tema queda sepultado.

Pero no es el único. En las últimas horas, Arroyo firmó un acta con la empresa Playa Azul SA para destrabar un tema que genera controversia desde hace tiempo: el desembarco de un nuevo boliche en el complejo Playa Grande.

La empresa que se quedó con la concesión de la cochera de Playa Grande debía realizar una serie de obras en un plazo determinado. No cumplió las obras, ni los plazos. En medio de las sanciones y las advertencias, la firma primero pidió una ampliación de uso al Concejo Deliberante y luego retiró el pedido y dijo que en realidad el uso para instalar un boliche en el espacio ya estaba admitido en el pliego.

Ni el Emtur ni el Concejo hicieron jamás esa interpretación y luego de que el tema permaneciera dormido por un tiempo,  hace algunas semanas Acción Marplatense pidió reflotarlo. Allí, la Comisión de Turismo decidió jugar fuerte y le pidió al Emtur que analice resolver si no correspondía dictarle la caducidad a la concesión por el incumplimiento.

Arroyo se metió en las últimas horas en esa discusión y firmó un acta transaccional con la empresa que establece, entre otras cosas, que allí puede funcionar un boliche.

“Esto da señales de que es un gobierno de salida. Que empezó a firmar todo lo pendiente antes de terminar su mandato”, analizó un dirigente de la oposición.

Y en el arroyismo también tienen una visión similar. “Por ejemplo, el proyecto para disolver el Emsur no es algo que se pueda resolver ahora. Es cierto que tiene una megaestructura para las funciones que le quedaron desde que Arroyo le sacó el manejo de las obras. Pero ahora no va a salir”, admitió un hombre del jefe comunal en el Concejo Deliberante.

 

Sin presupuesto, ni voluntad

La discusión por el presupuesto 2019 y las ordenanzas fiscal e impositiva parece estar encerrada en un círculo vicioso. El secretario de Hacienda Hernán Mourelle asegura que los concejales no quieren tratar la iniciativa por cuestiones políticas. Los concejales dicen que hasta que el Ejecutivo no convoque a una audiencia pública real el tema no avanzará. En esa discusión de sordos, el tema está frenado.

¿Cuáles son las consecuencias de no tener un presupuesto ni aumentos de tasas? Respecto a lo primero, es que no se puede planificar demasiado de lo que había previsto para este año. Apenas se puede avanzar con trámites administrativos en el manejo del municipio, pero nada de nuevas obras o proyectos especiales.

Con respecto a las tasas, es un alivio para el bolsillo de los marplatenses. Sin embargo, es una bomba de tiempo para la próxima gestión si no se destraba el conflicto. Para incrementar la recaudación, Mourelle dividió la TSU en menos cuotas, por lo cual en términos de dinero cada cuota que llega de 2019 es más cara que las de 2018 aunque no exista un aumento. El tema es que en septiembre llegará la última y a partir de allí, si no se aprobó el incremento el municipio dejará de percibir el principal recurso recaudatorio que posee.

“En diciembre Mar del Plata no va a tener un peso en las cuentas. Así que algunos concejales que están enfrentados a muerte con Mourelle ya empezaron a advertir que esta situación se tiene que destrabar porque si no va a ser un caos”, dijo un edil oficialista.

 

No perdona ni a la Armada

Mientras tanto, el intendente Carlos Arroyo sigue rechazando pedidos de eximición de tasas o reclamos que buscan desechar deudas por tributos comunales. Uno de los últimos fue contra un sector con el que Arroyo congenia bastante: la Aramada.

La resolución 510 resolvió rechazar el pedido de exención del pago de la tasa de Seguridad e Higiene, el Fondo de Promoción Turística y los Derechos por Publicidad y Propaganda que había impulsado el Estado Mayor General de la Armada Argentina por los hoteles Antártida Argentina y Tierra del Fuego.

 

Lo que el virus dejó

En septiembre del año pasado la noticia que circuló por diversos medios fue que un virus informático había hecho colapsar el sistema municipal y había afectado los sistemas administrativos de la comuna y las diferentes aplicaciones durante varios días.

En los últimos días, se publicó en el boletín oficial una resolución mediante la cual se le aplicó un apercibimiento a la firma CS Solutions, que ganó la licitación privada 46/18 mediante la cual se debía prestar el servicio de provisión de antivirus para la comuna.

A su vez, le aplicó una multa de $63.000 pesos y le exigió el pago de una diferencia de $341.630,00 entre el contrato y la adjudicación.

 

Lanzado a la carrera

 

El exintendente Gustavo Pulti comenzó a dar pasos firmes para ir en busca de un nuevo mandato, después de abandonar el sillón principal del municipio en 2015. Este jueves lanzó Dialogo por Mar del Plata una iniciativa que propone discutir la realidad y plantear soluciones. La gran incógnita en términos electorales es saber en qué sector competirá el líder de Acción Marplatense.

"Nosotros tenemos un partido consolidado. Y no podemos dar definiciones porque todavía no sabemos cómo se va a armar el escenario nacional", analizaron desde el entorno de Pulti. Sin embargo, ya anticipan que no habrá escenario que los saque de la cancha. "Si tenemos que ir con la boleta corta iremos", avisan.  

Conectar
Crear cuenta
Redimensionar