RADIO
EN VIVO
imagen

Charlas en la arena

15 de Marzo de 2020 16:03

Lo acusan de "Figuretti", un "posteo" en falso y se vienen lindas obras

Bronca contra el ex

Hay un fino equilibrio entre dar respuestas y mostrar un municipio activo y generar psicosis. Las autoridades de todos los gobiernos tienen que transitar en esa delgada línea, en situaciones como la que se vive actualmente con la pandemia del coronavirus.

Una de las cuestiones que deben administrar es la información. Hace falta difundir las medidas de prevención, dar contexto de la realidad de la enfermedad, pero no alarmar inncesariamente a la población.

En ese marco, en el municipio enfurecieron cuando vieron publicado por las redes sociales la confirmación de que el primer caso sospechoso en Mar del Plata finalmente era un caso de coronavirus.

“Les pedimos responsabilidad a los periodistas a la hora de informar y viene este tipo a tirarlo por Twitter”, se quejó un funcionario. “Este tipo” es justamente un médico: el exsecretario de Salud Alejandro Ferro fue el primero en confirmar que el caso en estudio de Mar del Plata era coronavirus.

 

“Fue una vergüenza lo que hizo. La familia del paciente todavía no había recibido la información y él la viralizó por redes sociales. Quería fama. Un irresponsable”, bramaron en ese momento las autoridades del municipio.

Cuentan que la secretaria de Salud Viviana Bernabei era una de las más furiosas por la actitud del exsecretario de Salud municipal. Y tenía toda la voluntad de marcarlo con nombre y apellido durante la conferencia que dieron las autoridades el jueves por la tarde. Finalmente, la frenaron.

De todos modos, la secretaria de Salud de la comuna se comunicó con los integrantes del Consejo Asesor de Prevención e Intervención por el Coronavirus, que se creó en el marco de la emergencia sanitaria, para que en la primera reunión se aborde el modo en el que se iba a manejar la información y quiénes iban a ser los únicos autorizados a difundir.

 

Sin clases hasta abril

La noticia acerca de la suspensión de clases por el municipio fue inesperada por muchos. Es que el mismo viernes, el intendente Guillermo Montenegro había dicho que no era conveniente tomar medidas aisladas y había ratificado la versión de los expertos en materia de salud que habían señalado que no era conveniente suspender las clases.

Sin embargo, pocas horas después, a través de un comunicado, el jefe comunal confirmó que firmó un decreto a través del cual suspendía las clases en todos los niveles y en todas las instituciones de Mar del Plata hasta el 31 de marzo.

 

La decisión del jefe comunal tuvo un fuerte respaldo en la mayor parte de la sociedad que ve con preocupación el avance de la pandemia en el país. Sin embargo, algunos plantearon su duda acerca de si formalmente el intendente está habilitado para suspender las clases de escuelas que dependen de otra jurisdicción.

Y la incertidumbre se agravó porque horas antes el propio secretario de Educación, Sebastián Puglisi, había realizado una publicación a través de las redes sociales en la que explicaba por qué el municipio no tenía jurisdicción para suspender las clases en Mar del Plata.

“La decisión debe emanar de la Dirección General de Escuelas de la provincia. No importa lo que yo quiera, diga o me parezca. No sé qué va a pasar mañana o pasado. El municipio tiene 84 establecimientos educativos que están bajo la órbita de la Dirección de Educación de Gestión Privada de la Provincia de Buenos Aires. Debemos hacer lo que las autoridades que entienden en la materia decidan. Seamos prudentes”, había dicho Puglisi.

 

Sin embargo, desde su entorno y desde otras áreas del gobierno justificaron la decisión y la compararon con las suspensiones de clases que adopta un intendente cuando hay temporal. “Es el mismo caso”, señalaron. Y para dejar en claro justificaron la decisión: “Tenemos 60 familias aisladas. Casos de aislamiento en el aeropuerto. Y en estas semanas llegaron decenas de micros de Tienda León”, puntualizaron.

La formalidad, de todos modos, quedará sin efecto cuando el gobierno nacional  anuncie una medida de similares características para todo el país.  

 

De alcohol a alcohol en gel

En medio de las medidas preventivas por el coronavirus y ante la necesidad de reunir los elementos básicos para garantizar la higiene, el municipio salió a controlar precios de barbijos y alcohol en gel, que debe mantener el precio que tenía el 15 de febrero, según una disposición del gobierno nacional.

Sin embargo, el principal problema del alcohol en gel es que no hay en stock. “Nosotros preparamos una parte y otra parte la compramos a mayoristas. El tema es que como esta situación es nacional no hay proveedor que alcance”, plantearon a 0223 desde la Química Cubo.

En ese contexto, un grupo de empresarios de Mar del Plata que se dedica a producir una bebida alcohólica decidió dejar de elaborar su producto para poner su maquinaria a producir alcohol en gel. “Ya hablaron con el intendente y le pusieron a disposición. Están haciendo las primeras pruebas”, contaron allegados a los empresarios.

La medida es más que bienvenida si se tiene en cuenta que los que verdaderamente producen alcohol en gel aprovechan esta situación para elevar los precios y obtener un mayor rédito de la desesperación de la gente. Esto fue lo que denunció el exconcejal Diego Garciarena en las redes sociales. 

 

Guardavidas tuvieron que esperar

En medio de este tema que por estas horas se roba la mayor parte de la atención de la sociedad, el intendente Guillermo Montenegro tiene varias cuestiones importantes para su gestión. Una de ellas es el pago de 54 millones de pesos a los guardavidas de la Mutual que prestaron el servicio durante la temporada. Sin la posibilidad de que el gobierno de la provincia se haga cargo del dinero, desde el municipio resolvieron enviar un proyecto de ordenanza para declarar la emergencia y autorizar recortes de distintas áreas para juntar esa plata y pagar la deuda y lo que resta del servicio de seguridad en playas.

El lunes habrá una reunión conjunta de las comisiones de Legislación y Hacienda en donde se comenzará a poner en práctica la nueva disposición del presidente del Concejo Deliberante para que los ediles lleven solo un asesor para evitar la acumulación de personas.

La intención es que se apruebe en las comisiones y al día siguiente haya una sesión especial para tratar esa ordenanza. Con esos pasos, el oficialismo ya no necesitaría la mayoría especial para aprobar la ordenanza, con una mayoría simple le alcanzará.

Sin embargo, hay algunos puntos del expediente que envió el Ejecutivo que hacen algo de ruido y por eso desde la oposición lo miran con detalle. El primero que trascendió fue el más evidente: el recorte de horas extras para pagarles a los guardavidas sale de áreas sensibles como Desarrollo Social o Salud, casi al mismo tiempo en el que se declara la emergencia sanitaria para tener la posibilidad de hacer gastos.

Pero no es la única cuestión. “Algunos nombres que aparecieron en el listado que cobran el sueldo de la mutual van a llamar la atención y los montos también”, contó una fuente consultada por 0223.

 

AlimentAR las obras emblemáticas de Mar del Plata

El operativo de entrega de Tarjetas AlimentAR en Mar del Plata se realizó la semana pasada con una gran afluencia de público, que no solo se llevó la tarjeta sino que pudo comprar productos a precios populares (la gente de Nuevo Amanecer vendió de manera impresionante) y escuchar algunos consejos vinculados a nutrición o tomar clases de cocina.

La presencia del ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, el martes, junto al intendente Guillermo Montenegro y la ministra de Desarrollo de la Comunidad, Fernanda Raverta, se llevaron la atención esa jornada.

 

Sin embargo, entre los asistentes de la comitiva oficial también estaba Martín Gill, exintendente de Villa María Córdoba y actual secretario de Obras Públicas de la Nación. El funcionario acompañó durante el operativo, pero luego tuvo un rol más destacado.

Visitó las obras de recuperación del instituto Unzué que se habían iniciado durante el gobierno kirchnerista y prometió retomarlas. Pero no fue el único lugar que recorrió: el funcionario de la cartera de Gabriel Katopodis visitó la Casa del Puente y los complejos turísticos de Chapadmalal.

 

Era hora

Si había algo que era necesario era modernizar la página web del Concejo Deliberante. Y se hizo. Las reformas incluyen mejoras en el acceso a la información pública, en la experiencia del usuario y se adapta a dispositivos móviles.

“Elegimos un camino donde la modernización y la transparencia son valores fundamentales para lograr un Concejo más abierto a los vecinos. Veo estos avances como un eslabón más en una cadena que tiene como objetivo final un Concejo más transparente, cercano a los vecinos y que pueda brindar respuestas rápidas y adecuadas a las demandas de los marplatenses y batanenses”, destacó el presidente del Concejo Ariel Martínez Bordaisco.