RADIO
EN VIVO
imagen

Coronavirus

25 de Marzo de 2020 19:09

Marplatenses varados en Filipinas: "Nos ven como una amenaza"

El pasado dos de marzo, Cristián Rodríguez y su novia arribaron a Port Barton, isla de Palawan, en Filipinas, con el objetivo de pasar 10 días de vacaciones en un destino diferente.

En ese entonces, el paisaje, la forma de vida y las costumbres de los habitantes de la isla les parecía de lo más pintoresco. Estaban viviendo unas vacaciones soñadas.

Pero, el 13 de marzo el panorama cambió. La pandemia de coronavirus llegó a la isla registrando el primer caso sospechoso y, las autoridades decidieron cerrar las fronteras.

“Nosotros teníamos pasaje de regreso para el 16 de marzo”, cuenta Cristian a 0223, mientras que aclara que desde que vieron que se dificultaría volver a Mar del Plata ”comenzamos a hablar con funcionarios del consulado argentino”, dice.
 

En un primer momento, la pareja decidió comprar pasajes de regreso con una nueva fecha, pero “lamentablemente no se puede hacer nada, porque las medidas fueron cambiando día a día. Anunciaban nuevos vuelos y los cancelaban más tarde”, detalla.

Pero, lo que no imaginaban era que la situación podía empeorar aún más: el 18 de marzo el gobierno filipino anunció el toque de queda de 20 a 5 de la mañana y, desde el 20 de marzo, la isla está militarizada.

“Pasan los militares con una sirena todo el tiempo” relata Cristian al tiempo que agrega que en el “Homestay” en el que están parando el ambiente comenzó a ponerse tenso “los locales nos ven como una amenaza. Piensan que portamos el virus, cada vez estamos más restringidos”, dice.

Además, agrega que en Port Barton “no hay hospitales en caso de tener una emergencia” es por esto que afirma que tanto él como los ocho argentinos que viven en el homestay tienen temor por lo que pueda llegar a pasar. 

En este contexto, “se nos dificulta organizar un plan de salida”, sostiene el joven que destaca en todo momento la buena predisposición del consulado argentino para tratar de encontrar una solución.