RADIO
EN VIVO
imagen

Gamers

13 de Octubre de 2019 11:13

Unreal Tournament: “el olvidado” de Epic Games y la sombra de Fortnite

Dada a la prioridad que la empresa le ha otorgó a su popular Battle Royale, la clásica franquicia corre el riesgo de estancarse en un punto sin salida.

Fortnite nació en el 2017 como un juego cooperativo (cuatro jugadores) en el cual su objetivo era eliminar oleadas de monstruos a través de la mejora de una base propia, obtener recursos y fabricar armas. Al año siguiente, tras el éxito del género Battle Royale, Epic Games decidió crear su propia versión ambientada en la estética del mismo videojuego, separando su producto en dos (por un lado Fortnite: Salvar el mundo, y por el otro Fortnite: Battle Royale) y convirtiéndose en uno de los juegos más populares del momento. Sin embargo, eso fue el inicio de la posible muerte de una franquicia que ha marcado a la industria de los FPS (disparos en primera persona): Unreal Tournament.

El primer Unreal Tournament (Unreal Tournament 99) fue uno de los reyes del genero FPS junto a Quake 3 Arena y Half Life para finales de los 90’, llevándose el premio al Juego del Año y dejando una huella en lo que son las modalidades multijugador. Se consideró de los mejores juegos de la década tras la cantidad de innovaciones que aportaba, desde una gran de selección de armas futurísticas, personajes personalizables, un motor grafico más que apreciable para esa época, y mapas enriquecidos con modos de juego bien pulidos. Además, se contaba con la posibilidad de agregar modificaciones aparte, como nuevas herramientas que aportaban otras funciones en la jugabilidad e incluso mejoras que podía considerarse a futuro para sus secuelas.

Su versión del 2004 (Unreal Tournament 2004) fue uno de los más infravalorados de la industria de los videojuegos FPS. Añadía, además de tener todo el contenido de su antecesor (Unreal Tournament 2003/UTK2003) cambios en el balance de las armas, movimiento del personaje, algunos modos de juego nuevos e incluían, por primera vez, vehículos.

A comparación del Unreal Tournament 3, quitaron elementos de sus antecesores, poca variedad de armas y una campaña confusa. Aunque fue un titulo clave para explotar en el 2007 el nuevo motor grafico de Epic Games (Unreal Engine 3), utilizado en ese tiempo para los primeros Gears of War, se exploraba un realismo no antes visto en otros títulos que habían salido. Se lanzó durante el 2013 una edición definitiva que optimizaba sus gráficos e incluía todos los DLC (contenido descargable) que tenía el juego original.

Unreal Tournament 4 era una señal de que podría volver a resurgir aquella saga que marcó a parte de la comunidad e incluso la industria de los videojuegos FPS. Tras su anuncio en el 2014, se proponía como una mejora de su antecesor, con nuevas mecánicas, sin micro transacciones y gratuito para el público. En el 2016, a un año de lanzar su último motor grafico (Unreal Engine 4), Epic Games habilitó su primera versión en fase Alpha, lugar en el que sigue estando estos tres últimos años.

Fortnite y su versión Battle Royale fueron el boom de transacciones para Epic Games y el comienzo de su nueva tienda, tomando la decisión de apostar a un mercado activo y dejando de lado una franquicia que ha marcado a la empresa en estos años pausando su desarrollo indefinidamente, lo que se consideraría al Unreal Tournament como “el olvidado” de la empresa.