Claudia repetto

28 de Marzo de 2020 15:22

“Me agarró algo por dentro, no me acuerdo que pasó, pero la quise revivir”

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Rodríguez declaró en el segundo piso de Tribunales.

En su declaración Ricardo Rodríguez habló de un “ataque de celos” y detalló el lugar donde dos horas más tarde hallaron el cuerpo de Claudia Repetto.

Confirmó sus datos personales, escuchó la imputación en su contra, miró al defensor oficial y le dijo al fiscal que iba a colaborar. Así fueron los segundos previos a que Ricardo Rodríguez confesara que asesinó a Claudia Repetto, ensayara un olvido acerca de las circunstancias exactas e identificara el lugar exacto donde la policía halló el cadáver de la mujer.

Apenas finalizada la declaración el fiscal, un colaborador y personal policial se dirigió a la zona de Acantilados donde –a escasos veinte metros del lugar donde hallaron una pala hace más de tres semanas- estaba el cuerpo sin vida de la mujer de 53 años. “El cadáver estaba a unos sesenta centímetros de profundidad y muy cerca del lugar donde se encontró la pala que Rodríguez había tomado prestada”, confió una fuente a este medio.

El imputado por femicidio dio a entender que el hecho no fue premeditado al señalar que sufrió una especie de ataque de celos y que no recordaba mucho de lo sucedido. “Me puse celoso porque se iba a ver al tipo de la camioneta blanca, me agarró algo por dentro y no me acuerdo que pasó. Pero la quise revivir”, dijo en Tribunales.

Su relato habría confirmado la hipótesis sobre la manera en que trasladó el cuerpo sin vida de la mujer: envuelto en sábanos y bolsas, apoyado en la moto que le dejó a su hijo y él sentado encima.

Para la abogada de la familia de Claudia el hallazgo confirma lo que denunciaron desde el primer minuto en que tomaron vista de la causa. “Si hoy la encontraron es porque los hijos la siguieron buscando en plena cuarentena y anoche atraparon a Rodríguez”, dijo Noelía Agüero.

“Hubo una falta total de medidas necesarias en el comienzo de la investigación, por eso la recusación que hicimos. Supongo que ahora la Justicia confirmará nuestro pedido y si no iremos a la Cámara porque los hijos no quieren ver más al fiscal”, sostuvo.

“Si ellos no la seguían buscando Rodríguez no caía y si eso no pasaba nunca la hubieran encontrado porque ya habían rastrillado varias veces el lugar donde la enterró”, concluyó.

Compartir
Compartí esta nota