Violencia de género

13 de Mayo de 2021 12:54

“Viví un calvario que no deseo a nadie, solo quiero sentirme segura”

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

La mujer brutalmente agredida por la ex pareja habló de la vulnerabilidad del sistema para proteger a víctimas de violencia de género y pidió que la condena quede firme.

Apenas escuchó que el hombre que en diciembre de 2017 la golpeó brutalmente y la amenazó de muerte en la casa que compartían era condenado a 4 años y 9 meses de prisión,  Ivana Kokotailo sintió alivio por no tener que pasar un segundo más en la misma sala que su agresor tras los cuatro días de debate en una pequeña sala de Tribunales.

“No se cuida a la víctima, tuve que estar cuatro días a un par de metros de mi verdugo y eso fue durísimo”, dijo la mujer que según la sentencia dio una  declaración “cargada de emotividad, llanto y dolor”.

En el mismo sentido Ivana le dijo a 0223 que más allá del pedido que se hizo para que le coloquen custodia hasta el día de la sentencia a Carlos Alberto Paredes, eso no sucedió. “El Juez (Facundo) Gómez Urso y la secretaría la solicitaron cuando terminaron los alegatos, pero nunca vino un patrullero a mi casa”, explicó.

La mujer contó que un día antes de la sentencia fue a la casa un amigo de la ex pareja y no llegó a decirle nada porque justo se acercó un vecino que dijo que iba a llamar al 911. “Es una muestra de la vulnerabilidad del sistema, al igual que la cantidad de veces que tuve que mudarme durante un año y medio”, señaló.

A partir de la condena impuesta y de la posible apelación que sus abogados harán para que se haga efectiva la detención, Ivana deseó que nadie viva un calvario como el que le tocó atravesar. “Yo estoy agradecida de la tarea que hicieron la fiscal y el juez, fueron muy humanos y ahora solo quiero sentirme segura y que él vaya donde tiene que ir”, concluyó.

El pedido de sus abogados

Una vez conocida la sentencia de 4 años y 9 meses y de la decisión de que Paredes no quede detenido a la espera de que la misma quede firme, los abogados de Ivana comenzaron a analizar la posibilidad de recurrir ese punto en una instancia superior.

El abogado Marcelo Peralta, que junto a David Sourribas Loubet patrocinó a la víctima, explicó que se logró una pena alta aunque no se hizo efectiva la detención porque no la solicitó el Ministerio Público Fiscal. “Al solicitar otras medidas restrictivas como la restricción de acercamiento de doscientos metros o la imposibilidad de salir del país se entendió ese criterio hasta que no haya doble conforme”, explicó.

“Si en este tiempo hubiera algún quebrantamiento a esas medidas de control nos daría espacio para avanzar en la detención o en una nueva causa por desobediencia”, agregó.

Compartir
Compartí esta nota