Crisis del coronavirus

28 de Mayo de 2021 08:45

Sin clases, buscan alternativas de trabajo para los transportistas escolares: "Estamos muy preocupados"

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
La actividad se desplomó cerca de un 80% mientras se dictaron clases en General Pueyrredon. Foto: 0223.

La actividad quedó paralizada tras la suspensión de la presencialidad educativa. Se baraja la posibilidad de utilizar las combis y colectivos para el reparto de viandas en escuelas o el traslado de trabajadores al Parque Industrial General Savio.

Los transportistas escolares sufren en carne propia la suspensión de las clases presenciales que estableció el Gobierno de la Nación para frenar la propagación del coronavirus en el país y buscan una alternativa de trabajo para poder generar ingresos que los ayuden a paliar la crisis económica que los mantuvo 15 meses paralizados.

Después de una reunión virtual que mantuvieron con Fernando Muro, el secretario de Desarrollo Productivo e Innovación de la Municipalidad de General Pueyrredon, desde la Asociación Propietarios Transporte Escolar y Afines Marplatenses (Apteam) destacaron la buena voluntad del Gobierno que conduce Guillermo Montenegro para reasignarles una tarea a los cerca de 500 transportistas que desarrollan la actividad.

"Estamos muy preocupados. Creemos que el 31 de mayo no vamos a volver a tener clases", reconoció Cristina Rubio, presidenta de Apteam, quien le reclamó al funcionario municipal la eximición del pago total de patentes de los vehículos escolares y la necesidad de buscar alternativas de trabajo en otros rubros. En ese marco, se barajó la posibilidad de utilizar las combis y colectivos para el reparto de viandas en escuelas o el traslado de trabajadores al Parque Industrial General Savio.

En el encuentro, Muro les comunicó la intención del Municipio de que se revea el último DNU del Gobierno nacional que calificaría a General Pueyrredon como un distrito de "alarma epidemiológica" una vez que finalice el confinamiento de nueve días.

"No queremos plantes sociales, queremos trabajar. Si no hay clases, nosotros no podemos trabajar", sostuvo Rubio en declaraciones con 0223 y agregó: "El diálogo está completamente abierto. Quedamos en volver a reunirnos. Hay muy buena predisposición".

Los transportistas escolares habían vuelto a trabajar con el reinicio del ciclo lectivo después de un parate de 15 meses, pero la actividad nunca se pudo recuperar: en el mejor de los casos, algunos conductores promediaban el 20% de los ingresos previos a la pandemia y otros directamente trabajaban a pérdida.