Presencialidad educativa

14 de Junio de 2021 11:03

“Los distritos donde vuelven las clases presenciales tienen peores números que Mar del Plata”

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Rabinovich dijo que no se puede tener una discusión política con el tema de las clases.

El coordinador de Gabinete, Alejandro Rabinovich, dijo que la decisión que tomó la provincia no responde a "criterios objetivos" y señaló que "las clases presenciales no pueden formar parte de una discusión política”.

El coordinador de Gabinete, Alejandro Rabinovich, dijo que la decisión de que Mar del Plata no retome las clases presenciales como ocurrirá en el conurbano y otros distritos de la provincia no se basa en “ninguno de los criterios objetivos de los que tanto hablaron el presidente y el gobernador” y pidió que el regreso de los chicos a las aulas “no forme parte de una discusión política”.

Luego de que el viernes, Axel Kicillof anunciara que los distritos del conurbano volverían a fase 3 y por lo tanto a las clases presenciales, las autoridades locales expresaron su disconformidad con la decisión de no incluir a Mar del Plata. “Nos llamó poderosamente la atención. Celebramos la decisión de que haya vuelto la presencialidad en la provincia, pero cuando vimos la letra chica notamos que era solo para el conurbano”, dijo Rabinovich en diálogo con 0223 Radio.

Para el funcionario de Guillermo Montenegro, la decisión de que algunos distritos pasen a fase 3 y Mar del Plata siga en fase 2 no está justificada en los indicadores sanitarios. “No se cumplen los criterios objetivos de los que tanto hablaron el presidente y el gobernador. Nosotros nunca superamos el 70% de ocupación de camas y para la incidencia toman la población de un censo realizado hace 11 años. El último criterio es porque sí. Los distritos donde arrancan las clases tienen números peores que los que tenemos en Mar del Plata”, disparó Rabinovich.

En ese sentido, Rabinovich precisó que en General Pueyrredon los casos bajaron un 26% en la última semana.

Ante los cuestionamientos que surgieron de distintos dirigentes del Pro sobre criterios políticos a la hora de tomar la decisión, el funcionario municipal dijo que “poner la política en medio de una pandemia no parece razonable y lógico” y marcó que “no puede haber una discusión electoral en el tema de la presencialidad educativa”.

“Quiero creer que no hubo nunca en el gobernador y el presidente la idea de hacer una cuestión política de esto, definir en qué ciudades hay clases presenciales según el color político del distrito”, agregó.

A su vez, el funcionario de Montenegro insistió en la baja incidencia que tiene la población de chicos en los contagios de la ciudad. Recordó que en febrero de cada 1000 testeos, 9 chicos daban positivo, mientras que en mayo, con clases presenciales, la cifra era de 10. Por eso, volvió a pedir que las decisiones se tomen en base a “datos concretos, objetivos y previsibles”.

“Hoy una persona puede creer que por cuestiones políticas en algunas ciudades volvieron las clases y en otras no”, marcó.

Rabinovich mencionó que Montenegro habló a lo largo del fin de semana con Kicillof y Bianco por este tema. “Ellos dicen que Mar del Plata está en fase 2 porque así lo indica el DNU, un DNU que tuvieron que cambiar hacer 15 días para que Mar del Plata entre porque no cumplía con los dos requisitos que pedía”, señaló y destacó que lo que no pueden explicar es por qué el criterio del DNU no se aplica por igual en todas las localidades.

“Estamos esperando, apostando al diálogo. Vamos a hacer una presentación formal, pero más allá de eso, hay que entender que los chicos de Mar del Plata y los padres deben volver a la presencialidad”, cerró Rabinovich.