Economía circular, ¿sabes qué es y por qué es urgente?

Reducir, Reciclar y Reutilizar son las 3 acciones básicas que se inscriben en la economía circular y que proponen mejorar la manera en que producimos y consumimos bienes y servicios. Compartimos algunas iniciativas que podrían incentivarte a probar esta tendencia de cuidado medioambiental

La economía circular tiene como objetivo que la población y las empresas sigan creciendo pero de forma sostenible, cuidando el medio ambiente.

24 de Septiembre de 2021 16:52

Realizar viajes compartidos, intercambiar bienes y servicios sin dinero, reutilizar materiales que de otro modo serían convertidos  en basura, son solo algunos ejemplos comunes que hacen girar la rueda de la economía circular (también llamada colaborativa).

En las últimas décadas, tras el incremento exponencial de la población global y la escasez de recursos naturales, la exigencia de un verdadero cambio de paradigma que promueva un sistema productivo y de consumo basado en la sostenibilidad y en un uso eficiente de recursos se impuso con fuerza.

Según los últimos informes de Naciones Unidas, el actual modelo de consumo deja una huella ecológica 176% superior a la de 1960, pronosticando que la única forma de evitar una catástrofe ambiental es transformar de manera profunda el modelo económico que nos condujo a la actual crisis climática y modificar los patrones de consumo”. Esa alternativa de cambio podría ser la economía circular, basada en un modelo económico sustentable que propone una forma más racional de producir y consumir en consonancia con las exigencias de la naturaleza.

 

Algunos conceptos básicos 

  • Impacta de manera directa con la reducción de residuos y la disminución de gases de efecto invernadero.
  • La noción de circularidad parte de un enfoque absolutamente distinto del desarrollo económico capitalista, ya que no se centra en los intereses individuales sino en los beneficios para toda la sociedad.
  • Es una alternativa que permite motorizar el crecimiento económico y la generación de empleo sin comprometer al medio ambiente.

 

¿Qué es la economía colaborativa y por qué es urgente? 

Este tipo de economía promueve el intercambio de bienes y servicios a partir de un enfoque de beneficio mutuo. Nos ayuda a ahorrar y a reutilizar objetos que de otro modo hubieran quedado en desuso y, al mismo tiempo, nos propone consumir de manera compartida un mismo bien o servicio.

Si bien existen varias definiciones acerca de las implicancias de la economía circular -algunas más cercanas a la visión de mercado y otras a cuestiones de índole filosófico-, todas coinciden en que se aspira a lograr un uso más eficiente de los recursos, minimizar el consumo y reincorporar al proceso productivo los recursos aprovechables.

Según la Cámara Argentina de Comercio y Servicios, se trata de una tendencia mundial que busca redefinir los patrones de consumo de la sociedad”. Además, se considera que los individuos son propietarios de una gran cantidad de productos que solo utilizan por un corto lapso de tiempo, y que en el tiempo restante podrían ser utilizados por otras personas que los necesitan.

De acuerdo al análisis de Alex Stephany, escritor y fundador de BEAM, la primera plataforma online del mundo que financia colectivamente la capacitación laboral para personas sin hogar, los principios de la economía colaborativa están basados en la posibilidad de tomar bienes que están siendo subutilizados y ponerlos a disposición de la comunidad a través de la red, y así quitar protagonismo a la necesidad de poseer bienes y servicios como único camino posible para tener acceso a ellos.

Por su parte, Thomas Dönnebrink, conector de OuiShare para Alemania, formuló en 2016 los 15 indicadores principales para saber si una startup o plataforma digital es verdaderamente colaborativa.

1 .- Agregar valor local (vs empobrecer)

2.- Apadrinar la resiliencia (vs agudizar la crisis)

3.- Esparcir la propiedad (vs concentrarla)

4.- Extender y multiplicar opciones y roles (vs reducirlos)

5.- Autodeterminación y participación (vs heteronomía)

6.- Autoformación, diseño y co creación (vs preconfiguración inalterable)

7.-Promover la comunidad (vs el aislamiento)

8.- Uso versátil y comunal (vs exclusivo o individual)

9.- Apertura y transparencia (vs códigos cerrado)

10.- Estructura horizontal (vs estructura jerárquica)

11.- Ahorro y protección de recursos (vs derroche de recursos)

12.- Participación y creación sin dinero (vs exclusividad de intercambio monetario)

13.- Construcción de confianza (vs aislamiento y desconfianza)

14.- Orientación al bien común (vs intereses particulares)

15.- Necesidades básicas (vs demanda de lujo)

 

A continuación, seleccionamos algunas iniciativas nacionales e internacionales que ya están en funcionamiento para adentrarnos en este camino circular que tantos beneficios puede aportarnos.

 

Emprendimientos colaborativo sen funcionamiento para  impulsar la economía circular.

 

 

1-CARPOOLEAR (Argentina)

Parafraseando al término Carpooling”, la app carpoolear.com materializa la esencia del término: Compartir el viaje y el vehículo. Nacida en Argentina en el año 2013 bajo la necesidad de habilitar viajes compartidos para bajar los costos, disminuir la cantidad de autos circulando y, en consecuencia, disminuir la emisión de gases contaminantes.

A través de esta app se pueden realizar viajes espontáneos, viajes programados por única vez, o bien viajes periódicos, como puede ser la idea y vuelta al trabajo. En Europa es una práctica que ya está instalada desde hace años y registra más de 20 millones de usuarios entre las plataformas más populares. En nuestro país se trata de una tendencia que también está en crecimiento y cada vez son más las personas que se animan a probarlo.

El funcionamiento es sencillo: Los usuarios se registran con un mail y datos personales en distintos portales. Una vez dentro se puede buscar destinos, trayectos, horarios y tipo de vehículo que se encuentra disponible. Se puede incluir en la búsqueda si el viaje necesitan realizarlo con niños, con mascotas, si prefieren viajar de día o de noche, entre otras variantes. Al llegar a destino se pide una puntuación para respaldar la confiabilidad del sitio y permitir a los usuarios mayores elementos al momento de decidir por nuevos viajes compartidos.

https://carpoolear.com.ar/app/trips

 

2.SOCIAL CAR (España)

Aplicación pionera en el alquiler y uso de  vehículos propios cuando no estan en uso.Se inspiró en la razón de ser de Airbnb.

En Europa, esta modalidad comenzó hace casi una década con la app Social Car, la plataforma pionera que no solo permite que se compartan los viajes, sino que además impulsa a que distintos conductores de autos particulares puedan ponerlos en alquiler cuando no los utilizan.

Su fundadora, Mar Alarcón, reflexionaba en un portal local acerca del escaso uso que se les da a los autos en España, estimado en un 5% del tiempo. “¿Qué sentido tenía meter más coches en la ciudad cuando ya estaba llena de automóviles que, además, no se usaban? Nos pareció una idea fantástica hacer lo mismo que Airbnb, porque no lo hacía nadie, pero en vez de casas, con coches. Lanzamos el concepto de 'Alquila tu coche' y lo conseguimos. Hoy el compartir es uno de los pilares de la movilidad y está claro que la movilidad del futuro será compartida".

https://www.socialcar.com/es

 

3.CLUB DE REPARADORES (Argentina)

“¿Cuántos celulares tuviste? La vida útil de nuestros teléfonos parece ser cada vez más corta, y esto es un gran problema por los residuos electrónicos que implica y por la huella ambiental de sus materiales”. Así nos interpelan las fundadoras de Club de Reparadores, Melina Scioli y Marina Pla, mientras se encargan de buscar alternativas a la contaminación.

El Club de Reparadores es  un movimiento que busca promover la reparación como estrategia para el consumo responsable y práctica de la sustentabilidad. Reparar es extender la vida útil de los objetos y evitar que se conviertan en residuos, y en este sentido, es una manera de combatir la cultura de lo descartable y la obsolescencia programada, poniendo en valor los saberes tradicionales y modernos de reparación.

Desde su fundación en 2015, se realizan eventos itinerantes en distintos puntos del país donde se reúnen personas de todas las edades y ocupaciones con ganas de intercambiar saberes y herramientas con el fin de alargar la vida útil de los objetos.

Tiene un objetivo de triple impacto

+Ambiental: alarga la vida útil de las cosas y reduce los residuos que se generan.

+Económico: promueve el trabajo de los reparadores barriales, clave para una economía circular

+Humano: refuerza los lazos de la colaboración y se revaloriza a las personas y sus saberes, construyendo resiliencia social.

http://reparadores.club/

 

4.TOO GOOD TO GO (Europa)

Chad Frischmann, Experto en Cambio Climático, ya lo dijo muchas veces: "Reducir el desperdicio de alimentos es una de las cosas más importantes que podemos hacer para revertir el calentamiento global”.

Too Good To Go es una empresa digital iniciada en 2015 en Dinamarca y desde 2019 adquirida por la iniciativa española weSAVEeat. Actualmente lidera el movimiento europeo que lucha contra el desperdicio de alimentos, y que ya ha salvado 2 millones de packs de comida en España, el 7° país de la Unión Europea en generar desperdicio de comida.

¿Cómo funciona? El usuario puede comprar packs de comida por 1/3 del precio al que lo compraría en el establecimiento, y éste, a su vez, puede conseguir ventas de última hora al vender el excedente de la comida del día. La propuesta es reciclar, cuidar el medioambiente y que las partes involucradas se vean beneficiadas. Teniendo en cuenta que el desperdicio de alimentos es responsable de hasta el 10% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero, la acción que Too Good To Go lleva adelante es primordial.  

Al día de hoy la aplicación está disponible en la mayoría de países europeos y para fines del 2020 contaba con más de 1 millón de usuarios y más de 5.000 establecimientos en España.  

https://toogoodtogo.es/

 

5.ECOALF (España)

Se sabe que las emisiones de gases contaminantes de la industria de la moda son responsables del 10% en todo el planeta. Una iniciativa como Ecoalf busca repensar el modelo y aliviar la carga contaminante a partir de fabricar ropa con materiales reciclados sin por ello bajar el diseño ni la calidad del producto. Fundada en el 2009 por Javier Goyeneche, con la misión de crear una marca de moda realmente sostenible, y para eso había que dejar de utilizar los recursos naturales del planeta de manera indiscriminada y optar por reciclar todo tipo de materiales. Para eso, seleccionan materiales de bajo impacto y reducen su uso al máximo para minimizar los efectos a lo largo de toda la cadena de valor.

Entre sus máximas, aseguran que buscan nuestro objetivo no es ser la compañía más grande del mundo sino la mejor para el mundo. Hasta al momento han logrado reciclar 250 millones de botellas de plástico, y en particular, en la la última colección primavera verano 2021 que fue fabricada en un 75% con poliéster reciclado, han logrado reutilizar unas 850 mil botellas de plástico.

https://ecoalf.com/es/

 

6.SORBOS (España)

Tras la denuncia de Greenpeace acerca de la utilización de hasta 13 millones de pajitas de plástico diario y alrededor del mundo, la alarma climática ya había sonado hace rato.

La respuesta de Sorbos fue creativa, contundente y gustó mucho.

En 2018, en Barcelona, se creó la app de pajitas sostenibles y además, comestibles. Existen hasta ocho sabores y su duración aproximada es de unos 40 minutos a partir del momento en que entra en contacto con la bebida.

Sorbos, además, impulsa el movimiento global llamado Eco-Tasting”, basando en realizar pequeños gestos cotidianos que ayuden a la conservación del planeta.

Es una gran idea para reproducir en esta parte del mundo, ¿no creen?

https://wearesorbos.com/

Comentarios de usuarios de Facebook