Peñarol festejó en casa ante San Lorenzo | 0223

Peñarol festejó en casa ante San Lorenzo

El conjunto de Adrián Capelli estuvo al frente durante todo el juego y lo cerró con autoridad por 79 a 70, para conseguir su primera victoria como local en el Polideportivo "Islas Malvinas.

Festeja el capitán. Tomás Monachi aprieta el puño. El alero fue uno de los goleadores "milrayitas" con 15 puntos. (Fotos: Diego Berrutti)

20 de Octubre de 2022 23:07

Por Redacción 0223

PARA 0223

Con una buena actuación colectiva y cerrando bien un partido que parecía que se podía complicar, Peñarol derrotó a San Lorenzo por 79 a 70 y obtuvo el primer triunfo en el Polideportivo "Islas Malvinas". Los dirigidos por Adrián Capelli habían caído en el debut con Olímpico de La Banda y venían de una gira por el Nordeste de país con dos derrotas y una victoria. José Defelippo, con 14 puntos, 8 rebotes y 6 asistencias, fue la figura

Estadísticas

Las últimas indicaciones de Adrián Capelli para sus jugadores.

Tomás Monacchi con la pelota. El capitán sigue creciendo en el rendimiento.

El partido de Peñarol fue parejo y se vio en los números finales, con los cinco titulares en los dos dígitos, con goleo repartido y presencia en las tablas (10 rebotes de Thornton y 8 de Defelippo). En la idea del principio, de meter la pelota en la pintura, fue importante el pase de Sansimoni y Defelippo para que Thornton y Sidibé lastimaran y tomaran ventaja. San Lorenzo, desconocido, no le encontró la vuelta a la defensa local y apenas marcó 11 puntos en los 10 minutos iniciales.

José Defelippo hizo todo: 14 puntos, 8 rebotes y 6 asistencias, para ser la gran figura de Peñarol.

Al Thornton es siempre la principal carta de Peñarol y volvió a demostrar con 15 puntos y 10 rebotes.

Amadou Sidibé está cada vez más participativo. Fue importante en el cuarto inicial.

El segundo segmento ya fue un poco más parejo, San Lorenzo estuvo a una pelota, y de golpe Peña tuvo la oportunidad de alejarse en el marcador, manejar el juego e irse al descanso arriba por 9: 35-26.

Jugar y luchar. Sansimoni se tira al piso y se queda con la pelota. Eso también lo celebra la gente, con un equipo que lo representa.

Sidibé crece partido a partido, lastima bajo las tablas y aporta puntos.

El comienzo del segundo tiempo parecía empezar a sentenciar la historia, porque el trámite favorecía claramente al dueño de casa, con Monacchi y Thornton prevaleciendo en ataque. Sin embargo, San Lorenzo empezó a encontrar gol desde el perímetro con Fernando Podestá (goleador de la noche con 23), metió dos parciales que lo pusieron en juego e igualó en 50 para enmudecer el Poli. Un doble del norteamericano lo llevó en ventaja a Peñarol al último descanso (52-50), pero con otras sensaciones. 

Joaquín Valinotti pudo volver luego de una molestia en la zona lumbar.

Adrián Capelli estuvo activo sobre la línea. El DT consiguió su primera victoria en el Poli.

Encima, Lugo metió un triple que puso al frente a San Lorenzo y daba la sensación que otra vez una laguna lo podía dejar sin nada. Pero no fue así, con personalidad, buenas elecciones de tiro y goleo repartido, el "milrayitas" se acomodó, pasó al frente, sacó una luz y, desde la línea, terminó sentenciando el encuentro y consiguiendo un merecido triunfo por 79 a 70 para darle la primera alegría a su gente en Mar del Plata, antes de emprender una nueva gira de tres partidos por Córdoba, ante Instituto, Atenas e Independiente de Oliva. 

Bruno Sansimoni es el cerebro de Peñarol, a veces penetrando y aportando puntos, sino asistiendo y haciendo jugar al resto.