RADIO
EN VIVO
imagen

Cine

8 de Diciembre de 2019 09:14

Desigualdad en la industria audiovisual: estudian más mujeres pero trabajan menos

El  Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA) expuso que son cada vez más las mujeres que estudian y egresan en las Artes Audiovisuales, pero que acceden a menos puestos y son limitadas por los estereotipos. 

El Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA) realizó un revelamiento por medio del Observatorio de la Industria Audiovisual de Argentina (OAVA) y detectó datos precisos con respecto a la brecha entre hombres y mujeres dentro del ámbito. Para realizar este informe sobre la desigualdad de género analizaron la participación de mujeres tanto en la formación profesional como en los puestos de trabajo en áreas técnicas, directivas o creativas.

En cuanto a la participación en un nivel de pregrado y grado universitario en carreras de Artes Audiovisuales, se utilizaron datos de 2017 que revelaban un total de 20.246 inscriptos, reinscriptos y egresados. La división en géneros resultó en un 55% de mujeres y un 45% de hombres. Asimismo, en cuanto a los estudiantes que completan sus estudios y egresan de este tipo de carreras se develó un 61% de mujeres y un 39% de hombres.

Los datos de las carreras de posgrado mostraron una mayor participación de las mujeres. En 2017 el 62% de los argentinos que egresaron de especializaciones, maestrías y doctorados en el sector audiovisual fueron mujeres, mientras que los hombres representaron un 38%. Además, el INCAA incluyó estadísticas de las distintas sedes de la Escuela Nacional de Experimentación y Realización Cinematográfica (ENERC), la cual depende de esta institución. El 53,58% del total de su alumnado está compuesto por mujeres y el 46,42% por hombres, destacando nuevamente una mayor presencia de las primeras.

 

 

Por otro lado, a partir de datos elaborados por el Sindicato de la Industria Cinematográfica Argentina (SICA-APMA), el INCAA analizó la inserción laboral de las mujeres en la industria audiovisual argentina, teniendo en cuenta largometrajes y cortos publicitarios. En 2018 el 62% de los puestos de trabajo en largometrajes fue ocupado por hombres y el 38% por mujeres, denotando así una brecha significante. En publicidad los valores alcanzaron casi un 67% de puestos para los hombres y un poco más de 33% para las mujeres. Pese a esta gran diferencia, también afirmaron que las mujeres trabajan una mayor cantidad de días que los hombres en un mismo período. 

En cuanto a los equipos técnicos de la industria, confirmaron el registro de hombres en todos los roles y la ausencia de mujeres en algunos de ellos. Mostraron que la mayor participación de las mismas en los roles técnicos son en maquillaje y peinado con un 81%, al cual le sigue arte y vestuario con el 79%. De este modo, el informe destacó que "la mayor participación de las mujeres se encuentra en los roles tradicionalmente feminizados" y que esta tendencia se mantiene al analizar la distribución de puestos de cabezas de equipo o jerarquía en cada área. Las mujeres vuelven a tener una mayor participación como jefas de maquillaje, vestuaristas, directoras de arte y peinadoras. El porcentaje total de este género en los puestos de cabeza en equipos técnicos de la industria cinematográfica es sólo del 39%.

 

 

Por otro lado, es importante destacar que en 2018 se estrenaron 238 películas nacionales en salas argentinas, y sólo el 19% fueron dirigidas por mujeres. Asimismo, en cuanto a los 379 proyectos activos fomentados por el INCAA este año, confirmaron la presencia de un 18% con la dirección a cargo de mujeres. Son 68 proyectos, comparados con un total de 292 dirigidos por hombres y 19 que no declaran directores.

 

 

En conclusión, las investigaciones demuestran que la participación de las mujeres en el ámbito educativo de las Artes Audiovisuales es mayor, pero que su participación en el mercado laboral es menor. Esta desigualdad en la representación del género deriva en un aumento de la desocupación de mujeres que desean insertarse en este sector. Asimismo, los roles que ocupan se limitan en su mayoría a maquillaje y vestuario, con una menor participación en dirección y producción. El INCAA continuará con el relevamiento, para exponer así una realidad y una tendencia que pueden ser revertidas en busca de una mayor igualdad de género para la industria audiovisual.