RADIO
EN VIVO
imagen

Judiciales

24 de Mayo de 2019 20:12

“Cuando reclamé Viglione me dijo que me iba a denunciar porque mi dinero era mal habido y en negro”

José María San Vicente fue uno de los seis testigos que declaró este viernes. Todos coincidieron en que el imputado les parecía una persona seria cuando hablaba en la radio.

Un hombre que le entregó 85 mil dólares al “analista de mercados a futuro” Daniel Viglione declaró este viernes que cuando reclamó por la devolución de sus ahorros el imputado amenazó con denunciarlo porque su dinero era “mal habido y en negro”. Al igual que el resto de los testigos, la quinta audiencia del juicio en el Juzgado en lo Correccional 2 tuvo el protagonismo de damnificados cuyos casos son tratados en este debate.

José María San Vicente dijo que todo lo que vivieron fue un engaño muy orquestado en el que participaron varias personas y que en su momento confió en el periodista porque lo conocía de la radio y de las conferencias que brindaba con invitados especiales en distintos hoteles de la ciudad.

Ante las preguntas del abogado Julio Razona recordó que hizo entregas parciales y que en algunas oportunidades recibió los comprobantes de manos de Mariano Román y su esposa Lourdes. Como se informó oportunamente, el hijo del chalchalero “Polo” Román fue sobreseído antes de la elevación a juicio de la causa que tiene como imputados por varias estafas y uso de documento privado falso solamente a Viglione y a María Larsen.

Otros de los testigos que pasaron este viernes por el sexto piso de Tribunales coincidieron en la confianza que tenían en Viglione y que pensaban que “no se trataba de un paracaidista”. En el mismo sentido se refirieron a los cuadros con supuestos títulos que el imputado tenía colgados en la oficina donde los recibía.

Al banco a retirar, a la oficina a entregar

Otros de los testimonios que se escucharon este viernes fue el de María Luisa Dañil que entregó 16 mil dólares a los imputados y lo hizo de una manera particular. La mujer de 89 años contó que María Larsen la acompañó a la sucursal del Banco Nación ubicada en la avenida Libertad y que estaba molesta por el tiempo que debieron esperar para retirar sus ahorros.

Una vez en la oficina los dos imputados le recibieron el dinero y le entregaron un recibo con una particularidad: en ningún lugar del supuesto formulario de Forex se indicaba que recibieron dinero de parte de los ahorristas. Como en el caso de Dañil y su hijo solamente si lo solicitaban se escribía a mano que había sido entregado.

En tal sentido Razona le comentó a 0223 que a su entender la entrega de ese tipo de formularios formaba parte del ardid que Viglione y Larsen llevaban adelante. “Había un aprovechamiento de la confianza generada en los micros radiales y en las charlas que daba en hoteles de la ciudad para recibir el dinero y entregar formularios que no eran cuestionados por muchos de ellos”, agregó.