Lucía pérez

12 de Agosto de 2020 17:12

Tras el fallo, insistirán con el jury para destituir a los jueces del caso de Lucía Pérez

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

Se lo confirmaron a 0223 Florencia Piermarini y Verónica Heredia, las abogadas que representan a la familia de la joven. "Queremos ir por más", garantizaron.

Las abogadas Florencia Piermarini y Verónica Heredia que representan a la familia de Lucía Pérez anticiparon que insistirán para que avance el jury de enjuiciamiento contra los jueces Facundo Gómez Urso, Aldo Carnevale y Pablo Viñas, del Tribunal Oral Nº de Mar del Plata, que habían absuelto a los tres imputados por el homicidio y el abuso sexual de la joven, ocurrido en octubre de 2016.

Después de que Casación anulara el fallo de los magistrados marplatenses que se dictó el 28 noviembre de 2018, las letradas coincidieron en la necesidad de que los funcionarios sean "destituidos" de sus cargos por el accionar que tuvieron en la causa.

"Este dictamen de Casación demuestra que las mujeres organizadas ya no toleramos este tipo de injusticias, que no nos vamos a callar, y que vamos a seguir exigiendo que estos jueces no solamente dejen de dictar estas sentencias sino que ahora queremos ir por más, queremos que los jueces sean destituidos, que avance el juicio político", afirmó Heredia, en declaraciones a 0223.

En noviembre de 2018, un jurado de enjuiciamiento de la Provincia de Buenos Aires se comprometió a investigar si Gómez Urso, Viñas y Carnevale incurrieron en un "mal desempeño" después de la presentación que impulsaron diferentes diputados nacionales, como Victoria Donda, hoy a cargo del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi).

"Los jueces y conjueces ya están sorteados y ahora solo queda llevar el proceso adelante como corresponde. Es algo que se puede hacer; si el Poder Judicial está funcionando por medios electrónicos entonces no hay nada que lo impida", razonó por su parte Piermarini.

Heredia dijo que el coronavirus se convirtió en una "excusa perfecta" para dilatar la instancia del proceso pero consideró que con este rumbo que toma la causa "ya no hay más posibilidades de demorarlo". "Todas las instituciones de la Argentina funcionan y como minimo hay que convocar al tribunal de enjuiciamiento de la Provincia para llevar adelante esto y que finalmente estas personas dejen sus cargos", insistió.

Las abogadas asumieron como representante del particular damnificado en la causa en diciembre de 2019, después del alejamiento de Gustavo Marcelliac. "Este es un fallo que responde a los argumentos que sostuvimos desde el lugar de la madre, de todas las mujeres que estamos en las calles, reivindicando una nueva Justicia; queremos otra Justicia y no está que proponen los jueces de Mar del Plata ni otros fiscales en diferentes partes del país", defendió Heredia.

"Esta última resolución fue muy contundente y está en línea con lo que planteamos desde un primer momento: que hubo estereotipos de género, que se puso el foco en la conducta de Lucía pero sin tener en cuenta muchos otros aspectos", resaltó Piermarini, quien también aseguró que la familia de Lucía está "preparada y fuerte" para afrontar un nuevo debate oral."Ellos están enteros".

De todos modos, la resolución de los magistrados de Casación Carlos Natiello, Fernando Mancini y Mario Kohan, todavía no está firme: la defensa de Matías Farías, Juan Pablo Offidani y Alejandro Maciel que esgrime María Laura Solari tiene la posibilidad de interponer un recurso ante la Suprema Corte de Justicia bonaerense para dar marcha atrás con el dictamen. El plazo máximo para la presentación es de 10 hábiles.

En caso de que se apele a la instancia recursiva, una vez que el máximo tribunal de Justicia de la Provincia decida si corresponde o no anular el fallo inicial y hacer un nuevo juicio con otro tribunal, se comenzará con el sorteo de los magistrados que deberán intervenir en el próximo debate para fijar una fecha con posibles vistas al 2021.

El veredicto que anticipo 0223 este miércoles es un espaldarazo al grito de Justicia que sostuvo durante años la familia de Lucía, que denunció que el 8 de octubre de 2016 a las 10.30 Offidani y Farías, quienes vendían drogas a adolescentes cerca de escuelas de Mar del Plata, llevaron a la adolescente hasta una vivienda y abusaron sexualmente de ella, tras lo cual la llevaron muerta a un centro médico alejado de la ciudad.

 

 

Compartir
Compartí esta nota