Presencialidad educativa

30 de Agosto de 2021 19:28

La Provincia oficializó la vuelta de la presencialidad plena en las escuelas a partir del miércoles

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Los y las estudiantes recuperan sus rutinas después de un año y medio. Foto: 0223.

El Gobierno de Axel Kicillof introdujo cambios en el protocolo y habilitó una reducción de la distancia social mínima a partir del descenso de contagios y los avances en la vacunación.

A partir del próximo miércoles, los alumnos y alumnas de las escuelas de toda la provincia de Buenos Aires regresarán a una presencialidad plena después de que el Gobierno que conduce Axel Kicillof actualizara los protocolos del acuerdo que se había alcanzado a nivel nacional días atrás. Así, los y las estudiantes recuperan sus rutinas después de un año y medio.

La actualización del plan jurisdiccional se enmarca dentro del ajuste que la semana pasada hizo el Consejo Federal de Educación y reduce el distanciamiento de 1,5 metros a 90 centímetros.

En los casos excepcionales donde no se pueda cumplir con la distancia de referencia se procurará mantener siempre la máxima distancia posible entre estudiantes debiendo respetarse en todos los casos un aforo de 1 metro cuadrado por persona y se reforzarán las medidas de cuidado a partir de una estrategia de vigilancia epidemiológica activa en las escuelas para la detección de casos asintomáticos que comprenderá tanto a trabajadoras y trabajadores de la educación como a estudiantes.

De esta forma, cada semana se realizará en esos establecimientos educativos un testeo muestral con un procedimiento no invasivo y de resultado inmediato para el que se requerirá el previo consentimiento informado de las personas adultas responsables de cada estudiante.

“La mejora en los indicadores epidemiológicos junto al avance en la campaña de vacunación nos permiten aplicar en forma responsable nuevas instancias que continúen fortaleciendo la presencia cuidada en las aulas y garantizando el derecho social a la Educación y a la Salud”, indicó la Dirección General de Escuelas y Educación, Agustina Vila.

La organización en el aula será la tradicional: con los estudiantes ubicados en filas, preferentemente con 90 centímetros de distancia entre ellas, mirando hacia el pizarrón. Los ingresos y salidas de los cursos seguirán siendo escalonados, del mismo modo que los recreos, para no generar aglomeraciones ni interacciones entre las distintas burbujas.

Además, las 13.700 escuelas de gestión estatal continuarán utilizando los medidores de dióxido de carbono para mantener una adecuada ventilación de los ambientes en la escuela, mitigando el riesgo de contagio.

Cabe recordar que esta actualización de las medidas de cuidado  se desarrolló a partir de la actual situación epidemiológica alcanzada, con un descenso sostenido durante más de tres meses de la cantidad semanal de casos positivos y la intensificación de la campaña de vacunación, que ha alcanzado una cobertura del 90% de la población mayor de 18 años vacunada con al menos una dosis y del 40% con el esquema de vacunación completo.

Las medidas dispuestas para volver a una presencialidad plena

-El uso correcto de barbijo.

-La ventilación adecuada, que “se verá facilitada por las condiciones climáticas más favorables propias de los meses venideros, que permitirán incrementar en mayor medida la apertura de puertas y ventanas”.

-La máxima distancia social posible dentro el aula con un aforo máximo de una persona por metro cuadrado.

-La distancia social mínima de dos metros entre grupos de distintos cursos en los espacios comunes de la escuela.

-La higiene personal, la limpieza y desinfección de los espacios.

-La vigilancia activa para la detección de casos asintomáticos para docentes y auxiliares.

-El aislamiento preventivo de casos sospechosos y sus contactos estrechos.