RADIO
EN VIVO
imagen

Mar del plata

9 de Octubre de 2014 19:31

Pampillón escrachó a Adler: ¿qué hay de fondo?

Pampillón encabezó a unas 15 personas que participaron del escrache. Foto: 0223.

El dirigente ultraderechista encabezó una manifestación en la Cámara Federal cuando su abogado Cristian Moix participaba de una audiencia en la que pedía la excarcelación de tres personas acusadas de narcotráfico.

Megáfono en mano y ritmo de murga. “¡Adler, sos un cagón, salí de ahí!”, se escucha. El fiscal federal general de Mar del Plata está dentro de la Cámara Federal de Apelaciones en la diagonal Pueyrredón entre Belgrano y Moreno. Desde enfrente se escuchan los gritos y los insultos.

“¿Ese es Pampillón?”, le pregunta un hombre a 0223. La respuesta afirmativa le produce un gesto conocido: se muerde el labio inferior, levanta las cejas, mueve la cabeza y sigue su camino con una sonrisa.

El ultraderechista Carlos Pampillón volvió a dar la nota este jueves por la mañana al encabezar un escrache al fiscal general federal Daniel Adler, que lleva adelante varias investigaciones en su contra. Adler estaba en ese momento en la Cámara participando de una audiencia en la que se trataba un pedido de excarcelación en una causa en la que hay seis personas detenidas por tráfico y comercialización de cocaína

El abogado de tres de los seis imputados en esa investigación es Cristian Moix, casualmente el mismo abogado de Pampillón, que lo acompañó el jueves pasado en la sesión especial del Concejo Deliberante que inició a las piñas.

En medio de la audiencia por el incidente de excarcelación se le escuchó decir a Adler: “Es la primera vez en democracia que los bombos se oyen para defender a los narcos”.

Esta postura del dirigente ultraderechista se contrapone con sus exigencias constantes por mayor seguridad y mano dura.  Según lo que se desprende de la investigación judicial, esta banda de narcotraficantes habría recibido “cobertura” policial que le anticipaba cuando se iba a desarrollar un operativo.

Pampillón está procesado actualmente en dos causas que se tramitan en el fuero federal: los ataques al monumento Memoria, Verdad y Justicia de la Base Naval y las pintadas en el Centro de Residentes Bolivianos. Justamente la Cámara Federal donde hoy llevó adelante el escrache es la que debe resolver las apelaciones que presentó a sus procesamientos.