Carlos pampillón

24 de Agosto de 2016 13:00

"Los hechos son daños materiales y le pusieron un tinte de dramatismo que no tenían"

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

Pampillón ante el Tribunal. De fondo, organismos de DDHH y la Asamblea Antifascista (Foto: Romina Elvira) 

Esa fue la reflexión de Carlos Pampillón luego de aceptar las condiciones del Tribunal para evitar el juicio oral y público por "daño agravado". Sobre el escrache al Centro de Residentes dijo que "no fue un acto racista, sino de comunicación". Y ante los daños que provocó al monumento de Memoria, Verdad y Justicia, reclamó "memoria completa". 

Como ya escribimos alguna vez en este medio, si no fuera porque es violento, racista e ideológicamente peligroso -todos adjetivos que se convirtieron en datos objetivos por sus actos y los de sus colegas neonazis procesados por la Justicia Federal-, las declaraciones que siguen parecerían de un sketch de humor guarro, grotesco. Sin embargo, pertenecen a Carlos Pampillón, el autoproclamado "nacionalista" que a cambio de no ir a juicio oral por "daño agravado" este miércoles aceptó dejar el Fonapa por tres años y cursar Derecho Constitucional en la universidad.

Luego de avalar las condiciones interpuesta por los magistrados, que como la fiscalía hicieron lugar al pedido de probation de la defensa, Pampillón dialogó con la prensa mientras organizaciones sociales, militantes de Derechos Humanos e integrantes de la Asamblea Antifascista de Mar del Plata le recordaban que "como a los nazis les va a pasar, a donde vayan los iremos a buscar".

"Quiero destacar y agradecer la imparcialidad de este Tribunal, a diferencia de los integrantes de Justicia Legítima y el fiscal Daniel Adler, porque esto lo expliqué en su momento cuando declaré en la indagatoria", dijo y entonces intentó justificar el escrache al paredón del centro de Residentes Bolivianos.
"El Estado de Bolivia invadió el Estado argentina. No fue un acto racista, sino una comunicación al Estado boliviano. Yo estoy orgulloso de ser nacionalista, de creer en Dios, de ser patriota y católico", aclaró el neonazi que también golpeó mujeres en la puerta de la Catedral, durante el la marcha de cierre del Encuentro Nacional de Mujeres.

Luego de desmentir "totalmente" que es un neonazi, "porque esan son falsas acusaciones", Pampillón deslizó: "Yo reinvico la memoria completa. Y pido que se investiguen los asesinatos de montoneros, que no se han investigado". Seguidamente, el dirigente del Fonapa, que se comprometió a no integrar ni hablar públicamente de ese espacio, defendió al juez Alfredo López: "Tuvo el valor de denunciar a la mafia judicial". 

Para cerrar, a contramano de los principios de la pirámide invertida, la frase con el título de esta nota: "Si ustedes se ponen a pensar que los hechos objetivos son daños materiales. El Gobierno anterior y los integrantes de Justicia Legítima le quisieron poner un tinte de dramatismo que no tenían".
 

Compartir
Compartí esta nota