0223.com.ar
Por la falta de calderas, la escuela secundaria Nº 24 reducirá la jornada de clases

Por la falta de calderas, la escuela secundaria Nº 24 reducirá la jornada de clases

Por Redacción 0223

Pese a que desde el Consejo Escolar anunciaron las obras correspondientes, los trabajos terminarán en agosto. Si la medida inicial para combatir el frío no tiene éxito, incluso evalúan suspender las clases.

Desde la Escuela Secundaria Nº 24 Manuel Belgrano mostraron su enojo por la situación edilicia que atraviesan en el edificio de Alberti y Mitre. Pese a que las obras están pautadas, los chicos pasarán otro invierno sin calefacción, por lo que desde la dirección se vieron obligados a reducir la franja horaria de clases. Incluso, podrían suspender las clases en el corto plazo.

En diálogo con 0223, Walter Catanzaro, director de la escuela, reconoció que la comunidad educativa de la Escuela Secundaria Nº 24 transitará otro invierno sin las calderas colocadas. Dado a las condiciones en las que estudian los jóvenes, las autoridades anunciaron que aplicarán un Plan de Prevención de Riesgo, el cual consiste en reducir a cuatro horas la cursadas de los tres turnos. "Es imposible dar clases con el frío que hace, ni hablar a la noche", reconoció.

De todas formas, Catanzaro resaltó la labor de la presidenta del Consejo Escolar, Sofía Badie, quien le comunicó en las últimas horas que adjudicaron la licitación de la caldera por una suma cercana a los dos millones de pesos. "Es verdad que ellos están haciendo lo que no se hizo ni en diez años", sostuvo. Sin embargo, el trabajo tarda dos meses en concretarse. "Cuando la caldera esté instalada no la vamos a precisar", precisó.

No obstante, el problema no se termina allí. Cada vez que llueve, el edificio se inunda porque las canaletas de los techos están tapadas por las hojas de los árboles. En este sentido, Catanzaro sí responsabilizó a la titular de la entidad y apuntó contra la consejera Claudia Freije, quien se había comprometido a solucionar el problema. "La parte de la inundación es una desidia del Consejo", subrayó.

Con ayuda de ex alumnos y de algunas cooperativas, en febrero pasado la Secundaria Nº 24 había finalizado una serie de obras en las que arreglaron todo el techo y pintaron los salones. Pero con las precipitaciones de la madrugada del pasado miércoles, todo se echó a perder. "Lo único que necesitábamos era que manden la cuadrilla para destapar los pluviales y podar los árboles", indicó.

"Estoy con mucha bronca, no solo que no hacen las obras sino que también estropean el trabajo de la escuela. Al inconveniente del frío le tenemos que sumar todo el deterioro que costó muchos miles de pesos", manifestó Catanzaro. Asimismo, subrayó que el sistema de electricidad no está preparado para instalar caloventores porque salta la térmica. De todas formas, si el Plan de Prevención de Riesgo no es suficiente, incluso evalúan suspender las clases. "Tenemos que priorizar la salud por encima de la educación", concluyó.

Comentarios de usuarios de 0223
Comentarios de usuarios de facebook

Por la falta de calderas, la escuela secundaria Nº 24 reducirá la jornada de clases

Pese a que desde el Consejo Escolar anunciaron las obras correspondientes, los trabajos terminarán en agosto. Si la medida inicial para combatir el frío no tiene éxito, incluso evalúan suspender las clases.

Desde la Escuela Secundaria Nº 24 Manuel Belgrano mostraron su enojo por la situación edilicia que atraviesan en el edificio de Alberti y Mitre. Pese a que las obras están pautadas, los chicos pasarán otro invierno sin calefacción, por lo que desde la dirección se vieron obligados a reducir la franja horaria de clases. Incluso, podrían suspender las clases en el corto plazo.

En diálogo con 0223, Walter Catanzaro, director de la escuela, reconoció que la comunidad educativa de la Escuela Secundaria Nº 24 transitará otro invierno sin las calderas colocadas. Dado a las condiciones en las que estudian los jóvenes, las autoridades anunciaron que aplicarán un Plan de Prevención de Riesgo, el cual consiste en reducir a cuatro horas la cursadas de los tres turnos. "Es imposible dar clases con el frío que hace, ni hablar a la noche", reconoció.

De todas formas, Catanzaro resaltó la labor de la presidenta del Consejo Escolar, Sofía Badie, quien le comunicó en las últimas horas que adjudicaron la licitación de la caldera por una suma cercana a los dos millones de pesos. "Es verdad que ellos están haciendo lo que no se hizo ni en diez años", sostuvo. Sin embargo, el trabajo tarda dos meses en concretarse. "Cuando la caldera esté instalada no la vamos a precisar", precisó.

No obstante, el problema no se termina allí. Cada vez que llueve, el edificio se inunda porque las canaletas de los techos están tapadas por las hojas de los árboles. En este sentido, Catanzaro sí responsabilizó a la titular de la entidad y apuntó contra la consejera Claudia Freije, quien se había comprometido a solucionar el problema. "La parte de la inundación es una desidia del Consejo", subrayó.

Con ayuda de ex alumnos y de algunas cooperativas, en febrero pasado la Secundaria Nº 24 había finalizado una serie de obras en las que arreglaron todo el techo y pintaron los salones. Pero con las precipitaciones de la madrugada del pasado miércoles, todo se echó a perder. "Lo único que necesitábamos era que manden la cuadrilla para destapar los pluviales y podar los árboles", indicó.

"Estoy con mucha bronca, no solo que no hacen las obras sino que también estropean el trabajo de la escuela. Al inconveniente del frío le tenemos que sumar todo el deterioro que costó muchos miles de pesos", manifestó Catanzaro. Asimismo, subrayó que el sistema de electricidad no está preparado para instalar caloventores porque salta la térmica. De todas formas, si el Plan de Prevención de Riesgo no es suficiente, incluso evalúan suspender las clases. "Tenemos que priorizar la salud por encima de la educación", concluyó.

Conectar
Crear cuenta
Redimensionar