Temporada 2021

20 de Octubre de 2020 08:05

Kicillof: "Si se siguen las recomendaciones tendremos una temporada con bastantes permisos"

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

El gobernador habló con 0223, pidió esforzarse para bajar los casos durante el próximo mes y mostró su preocupación por la cantidad de casos de coronavirus en Mar del Plata. "Hay un gobierno nacional y un gobierno provincial trabajando para todos los marplatenses", dijo. 

El gobernador Axel Kicillof encabezó anuncios centrales para el futuro de Mar del Plata en un contexto de crisis sanitaria por la pandemia, pero también de crisis económica por las consecuencias que trajo el virus. Primero, el dragado para el Puerto de Mar del Plata y, luego, lo más esperado del lunes: las confirmaciones sobre cómo se desarrollará la temporada de verano. En una entrevista con 0223, el gobernador, optimista, dijo que espera una "buena temporada". "No normal, pero buena", aclaró.

Ya de regreso en auto hacia La Plata, el mandatario provincial se tomó unos minutos para charlar con 0223 y destacó que "hay un gobierno nacional y un gobierno provincial trabajando para todos las y los marplatenses".

Consultado por la situación sanitaria de Mar del Plata, dijo que le preocupa la cantidad de casos y reconoció que habló con el intendente las aperturas por fuera de las fases que se dan hoy en la ciudad. "Si uno no sigue las recomendaciones se pagan precios", advirtió y remarcó que si la situación se administra bien habrá una temporada "con bastantes permisos".

-Pudo encabezar anuncios importantes para la ciudad en un momento muy complicado. 

-Fueron tres anuncios muy relevantes. Uno muy específico de Mar del Plata, que tiene que ver con el dragado del Puerto. El gobierno anterior le había enchufado el dragado al Consorcio del Puerto y así quedó desfinanciado, endeudado y sin posibilidades. Ahora se tramitó la posibilidad de que con plata del Ministerio de Transporte se procediera a avanzar en la licitación. Eso descarga obligaciones al Puerto y permite abordar otras obras.

La creación de una comisión interjurisdiccional (provincia y nación) para la redistribución de las cagas entre todos los puertos de lo que sería la Costa Atlántica y el Río e La Plata, incluyendo el puerto de Buenos Aires. El problema es que hay una gran aglomeración en el Puerto de Buenos Aires y nosotros en nuestro litoral tenemos varios puertos que pueden recibir cargas, haciendo las obras lógicas de infraestructura. Con eso vamos a distribuir containers, carga de exportación e importación.

-Y por último todo lo vinculado a la temporada de verano que era muy esperado.

-Era un anuncio muy relevante que fue anticipar las reglas con las cuales se va a llevar adelante la temporada turística. Esto se reclamaba porque hay ansiedad y necesidad. Mar del Plata es una ciudad que ha exhibido siempre un extremo. Cuando a la Argentina le va bien a Mar del Plata le va muy bien y cuando a la Argentina le va mal, ahora con esta peculiaridad del coronavirus obviamente le pega muy fuerte. Hay que buscar respuesta y el turismo y el Puerto, en lo que tiene que ver con el trabajo y la producción de Mar del Plata, nos ponen muy contentos porque forman parte de esas respuestas.

-¿Qué temporada se imagina?

-Veo que están reduciéndose la cantidad de casos en el conurbano y en la Ciudad de Buenos Aires de forma sistemática, pero lenta. Cuando uno mira los números acumulados de las últimas seis semanas, los casos por día pasaron de 5.300 a 2.800 en el conurbano. Es una caída muy pronunciada. Hay un traslado hacia el interior del país y la provincia, pero son situaciones distintas. Es más fácil controlar porque son todavía brotes en las localidades del interior.

Lo veo con bastante optimismo. Hemos generado una especie de manual que incluye restricciones de diferentes actividades para el ingreso y nos permite controlar como si fuera un grifo. Obviamente lo vamos a abrir más si la situación es mejor, pero tenemos los instrumentos para mantenerlo acotado y no poner a nadie en peligro. Hoy como está la cosa me imagino una temporada que será relativamente buena. No normal, pero buena para la perspectiva. Si hoy mirás Europa están con toque de queda. Si todo sigue bien y seguimos administrando la situación vamos a poder abordar la temporada con bastantes permisos. Hay un gobierno nacional y un gobierno provincial trabajando para todos los marplatenses.

-Mencionó la baja de casos en el conurbano. ¿Le preocupa que en Mar del Plata aún no se refleje esa baja de casos?

-Sí, me preocupa. Hay varias localidades en las que, porque venía la cosa, aún teniendo condiciones muy propensas para los contagios, se dieron aperturas y cuando llegó el virus afectó muy fuerte. Sí veo que desde la provincia hemos dado un apoyo con el hospital modular, equipamiento y recursos económicos importantes para que el municipio afronte esta situación y si hoy sigue todo como está se podría hablar de una pequeña caída.

Tenemos algo más de un mes para que los municipios turísticos mejoren lo más posible su situación sanitaria y su situación epidemiológica porque nadie va a querer irse de vacaciones a lugares más peligrosos que donde está. Es importantísimo hacerlo. Le comentaba hoy al intendente y también lo planteamos en una reunión con intendentes de la Costa, que hay que tener mucho cuidado. Sé que son sacrificios grandes, pero todo lo que hagamos es por un bienestar mayor después. Es una inversión. Me preocupa pero en tanto el municipio siga las recomendaciones de provincia vamos a andar bien.

-Habló puntualmente con el intendente, teniendo en cuenta que en Mar del Plata están abiertos los bares y restaurantes, obras privadas, gimnasios, shoppings. 

-Sí, lo venimos hablando. Tal vez por el entusiasmo o la necesidad, en el caso de Mar del Plata, lo hablé con el intendente porque está en una situación económica muy delicada. Si uno no sigue las recomendaciones se pagan precios. No es algo que inventamos nosotros, es la experiencia internacional, las mejores prácticas, que recomiendan que ciertas actividades no se hagan porque propagan los contagios.

Por otro lado, uno puede abrir, pero la gente no se anima, no consume. Es un equilibrio que hay que mantener, de acuerdo a las características locales. Creo que dentro de todo va aceptando tanto la comunidad como la dirigencia.

 

-Se anunciaron dos hospitales para la temporada. ¿Alguno será en Mar del Plata?

-Puede que haya uno en Mar del Plata. Vamos a ver exactamente, pero las distancias son muy breves. Va a ser de funcionamiento provincial para toda la zona. Esperamos que en la temporada, respetando las reglas, no tengamos que internar gente que viene de afuera. Estamos recomendando que la gente mayor no se tome vacaciones en los primeros meses, por eso extendemos la temporada. Buscamos que no convivan diferentes generaciones en un mismo espacio pequeño, prácticas muy comunes y entrañables, pero que son muy peligrosas ahora.

-¿Habrá otras medidas?

-Vamos a tener equipos rotativos de profesionales, vamos a abrir varios puestos, vamos a incrementar la capacidad de testeos, equipamiento logístico para traslados, ambulancias. Es una batería de medidas, que implica un esfuerzo financiero de la provincia muy grande, pero no hay inversión que nos asuste tratándose de la Costa Atlántica y particularmente y en especial Mar del Plata. 

Yo estuve lanzando la temporada de verano pasada y con toda el entusiasmo de ver que la temporada venía a mejorar muchísimo lo que había pasado en el gobierno anterior y después nos sorprendió el coronavirus, tuvimos que hacer todas estas cosas novedosas, extrañas y sacrificadas. Nada que no traiga la satisfacción de haber aliviado algo que podría haber sido una catástrofe.

 

 

Compartir
Compartí esta nota