Temporada 2021

16 de Diciembre de 2020 08:11

El Municipio espera más turistas luego de las fiestas y no descarta "poner un freno"

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Santiago Bonifatti aseguró que "todo el Municipio está en clave de control y pandemia". Foto: 0223.

El secretario de Gobierno, Santiago Bonifatti, aseguró que las expectativas son "altas" de cara al verano y aclaró que de ser necesario evaluarán poner un freno al ingreso de visitantes.

A dos semanas del inicio formal de la temporada de verano, desde la Municipalidad de General Pueyrredon aguardan que se incremente el flujo de turistas para las fiestas de fin de año y en enero y no descartan limitar el ingreso de personas en base a la cantidad de visitantes y la situación epidemiológica.

Después de los dos primeros fines de semana que se vivieron en Mar del Plata en medio de la pandemia de coronavirus, el secretario de Gobierno del Municipio, Santiago Bonifatti, explicó que el Ejecutivo centra sus esfuerzos en "ejecutar el opeativo de control" que se planificó para la temporada estival.

Las tareas de control se llevan a cabo en distintos espacios públicos, tanto plazas como playas, y cuentan con inspectores de distintas áreas como Inspección General, Defensa Civil y Salud, además de contar con el apoyo de las fuerzas federales. "Hay mucha responsabilidad y compromiso de todas partes, hemos tenido una buena experiencia", valoró.

 

En este marco, Bonifatti reconoció que desde la comuna esperan que llegue más gente, sobre todo después de las fiestas de Navidad y Año Nuevo. "Con el paso del tiempo tendremos que ir ajustando los protocolos. El gran desafío del verano es cuidar la salud y el trabajo de los marplatenses", indicó en declaraciones a 0223 Radio.

En medio de las tareas de control, el secretario de Gobierno de Guillermo Montenegro destacó que "todo el Municipio está en clave de control y pandemia" y resaltó el trabajo mancomunado que se lleva a cabo con los gobiernos de la Provincia de Buenos Aires y la Nación.

"Entendemos que va a haber menos gente que otros años, por lo que significó este año para los argentinos, pero también por las capacidades de alojamiento y los aforos que se venían planteando. Van a limitar mucho las posibilidades", consideró.

Bajo este análisi, Bonifatti indicó que evaluarán "si en algún momento hay necesidad de poner freno en la cantidad de gente". "La expectativa sigue siendo alta siempre que podamos cuidar la salud y el trabajo de los marplatenses. Si en la temporada sigue este nivel de casos, tal vez tengamos una mayor oferta. Hay que ver cómo se va desarrollando", concluyó.

El intendente Montenegro había reconocido semanas atrás que "existe la posibilidad de que la comuna diga 'hasta acá llegamos' y así limitar el ingreso de turistas a la ciudad".