Fotogalería

3 de Abril de 2020 12:25

Largas filas, desborde y angustia: 15 fotos de una jornada insólita en plena cuarentena

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

A pesar de ser la principal población de riesgo ante el Covid-19, cientos de adultos mayores salieron este viernes a la calle para cobrar sus haberes. Los bancos funcionarán durante el fin de semana. 

La apertura excepcional de los bancos para la atención de jubilados y beneficiarios de asignaciones universales por hijo que no cuentan con tarjeta de débito para el cobro de sus haberes generó un gran movimiento en la ciudad a pesar de que sigue en vigencia el aislamiento social, preventivo y obligatorio para mitigar el impacto de la pandemia de coronavirus. A pesar de que el municipio realizó operativos especiales para evitar grandes concentraciones de personas, las largas filas fueron una postal que se repitió frente a las distintos sucursales bancarias desde la primera hora del viernes. Incluso, algunos reconocieron haberse instalado frente a la puerta del banco durante la madrugada para ser atendidos entre los primeros lugares. El agravante de esta situación es que fue protagonizada por adultos mayores, la principal población de riesgo ante el Covid-19

Las zonas del centro y microcentro de Mar del Plata fueron la más concurridas: desde antes de las 10, horario en el que se empezó a atender al público, en el Banco Provincia de Luro y San Juan la cola superaba la cuadra y media, lo mismo que la entidad bancaria de Colón y Don Bosco. En el banco Provincia de Luro y Guido, en tanto, la fila doblaba hacia 25 de Mayo, panorama que se replicaba en la sucursal de Independencia y San Lorenzo.

En el Supervielle de Independencia casi Rawson, la fila daba la vuelta completa a la manzana, regresaba a su punto de origen y allí comenzaba la segunda cola; mientras que inmediaciones de Luro y Santiago del Estero llegaron a juntarse las filas que hacían clientes de los bancos Provincia y Columbia. En la sucursal del banco Provincia de Peralta Ramos y Carasa, el panorama fue igualmente caótico.

El desborde fue tal en los distintos bancos de todo el país que a media hora de haberse iniciado la atención al público,  el titular del Banco Central  Miguel Ángel Pesce anunció que las sucursales funcionarán también sábado y domingo, días en los que se realizarán exclusivamente pagos de haberes a jubilados y AUH.