Mar chiquita

13 de Julio de 2020 18:00

Barrio privado Lagos del Mar: reclamos contra Paredi por querer reflotar la obra

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

A los cuestionamientos por la ordenanza de los agroquímicos, ahora diversas organizaciones denuncian que el jefe comunal se presentó ante la justicia para apoyar la ordenanza sancionada durante la gestión del intendente Ronda que habilita un cambio de zonificación y facilita que se retome la polémica construcción.

La polémica construcción del inconcluso barrio privado Lagos del Mar en la laguna de Mar Chiquita, suma un nuevo capítulo con una denuncia realizada por varias organizaciones que sostienen que el indendente Jorge Paredi se presentó ante la justicia a fin de apoyar la ordenanza que establece un cambio de zonificación en el predio en disputa, dando así lugar a que se retome la cuestionada obra.

La normativa, aprobada durante el gobierno del ex jefe comunal Carlos Ronda, fue suspendida por la justicia, que tiene detenida la construcción desde hace varios años al tanto de la importancia nacional e internacional que tiene el humedal donde se sitúa.

El reclamo, al que adhiere la propia sociedad de fomento del balneario parque, fue elevado por la Fundación Verde Pampa, la Asamblea Paremos el Desierto Verde, el Centro de Estudios Comunitarios para la Identidad el Ambiente y el Patrimonio Pachamama -CECIAPP-, Surf Rider Mar Chiquita y la organización Brujas en Red de Mar de Cobo.

El problema en torno al barrio privado se remonta al año 2012. Desde ese entonces, fueron numerosos los episodios donde hubo fuertes confrontaciones políticas y comunitarias respecto al avance del negocio inmobiliario por sobre la reserva natural de Mar Chiquita.

Las obras y el movimiento de suelo iniciados en el lugar en el año 2015 fueron por sobre encima de lo impuesto por la Ley Integral del Medio Ambiente y los Recursos Naturales número 11.723. Por tal motivo, en noviembre de ese año se inició una acción de amparo en la que el magistrado a cargo de la causa ordenó la paralización inmediata de las obras de ejecución del emprendimiento, las cuales se llevaban a cabo sobre las parcelas que la ordenanza 67/12 integró al área urbana de la comuna.

"Paredi se presentó ante la justicia apoyando la ordenanza 04/19 que dictó el gobierno de Ronda. La misma justicia tiene detenida la construcción de cualquier obra por entender que el avance de ese proyecto sería nefasto para el ecosistema de la reserva", recordaron las organizaciones, que piden a la comunidad firmar una adhesión de rechazo al proyecto vía el siguiente enlace: https://forms.gle/oSqLNdAhs67gP1NGA.

"Hay estudios de la Universidad Nacional de Mar del Plata, realizados expresamente a pedido del juez, que demuestran que habría (si es que ya no fue causado) un daño irreversible e irreparable sobre el ambiente" describieron los manifestantes.

En esa línea, las organizaciones recalcaron además que "existen vastas experiencias de desarrollos inmobiliarios -de muy similares características- que rompieron con toda matriz ambiental y desataron inundaciones, pérdidas de biodiversidad y destrucción de bienes comunes de la humanidad".

"Ni ordenanza del 2012 (67), ni la del 2019 (04) son legítimas en cuanto al fondo: ambas buscan la ampliación de un núcleo urbano sin aún tener la capacidad habitacional completa y estando sub ocupado, no hay emergencia habitacional para tales propósitos (según ley vigente). Una vez más la municipalidad -que debiera representarnos-, independientemente del color político de turno, insiste en avanzar sobre una patrimonio natural de la humanidad" concluyeron las citadas agrupaciones.