Seguridad

13 de Agosto de 2020 18:47

Robaron uno de los laboratorios de Ingeniería que hizo donaciones por la pandemia

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

Lo confirmaron desde la Facultad de Mar del Plata. En el lugar se habían realizado las mascarillas que fueron entregadas al personal de salud de distintas instituciones.

Uno de los laboratorios de la Facultad de Ingeniería que había prestado su colaboración para donar mascarillas al personal de salud de Mar del Plata sufrió el robo de computadores y otros importantes daños en sus instalaciones.

El hecho delictivo que tuvo lugar en Juan B. Justo y Rattery fue descubierto por las autoridades de la unidad académica que depende de la Universidad Nacional de Mar del Plata (UNMdP) este miércoles pero se desconoce cuándo habrían ingresado los delincuentes.

Los responsables de la facultad, sin embargo, sostienen que por la envergadura de los daños ocasionados el episodio "llevó más de una mañana y una noche". "Sospechamos que esto fue realizado en el transcurso de semanas pasadas como consecuencia de la inactividad que hay en el edificio", reconoció el secretario de Coordinación de Ingeniería, Ignacio Durruty.

El funcionario universitario dijo que el lugar que fue blanco de la delincuencia había sido epicentro al inicio de la pandemia de los proyectos comunitarios que se impulsaron para hacer frente a la pandemia del Covid-19. "Ahí se blanquearon las radiografías para hacer las máscaras que se donaron al Materno, el Inareps y otro montón de lugares", reveló, a 0223.

Los delincuentes se llevaron dos computadoras, papeles, carpetas, libros y la reja de la ventana que les permitió el ingreso al laboratorio pero también provocaron otros importantes daños sobre los equipos de aire acondicionado que están instalados en la parte interior.

"Al acceder por la ventana y tratar de cerrarla también novamos que los aires acondicionado fueron violentados. Les sacaron la carcaza y les sustrajeron los componentes internos, principalmente motores, condensadores, plaquetas, y todo aquello que tiene algún valor comercial menor", dijo Durruty, quien lamentó: "Es una pena porque son equipos caros que están totalmente destruidos".

 

 

 

 

 

Compartir
Compartí esta nota