Submarino ara san juan

22 de Marzo de 2021 13:15

ARA San Juan: el Consejo de Guerra dispuso el arresto por 45 días del ex jefe de la Armada

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
El Consejo General de Guerra definió la responsabilidad de ocho altos oficiales en el hundimiento del submarino. (Foto archivo:0223)

Además dispuso la destitución del capitán Villamide, exjefe de la fuerza de submarinos, Además definió la responsabilidad en el hundimiento de varios oficiales.

En el marco de la investigación que se realizó durante 4 meses para determinar las responsabilidades en el hundimiento del submarino Ara San Juan, el Consejo General de Guerra dictaminó este lunes que el ex jefe de la Armada, Marcelo Srur tenga 45 días de arresto y que el exjefe de submarinos, capitán Claudio Javier Villamide sea destituido.

En la resolución dada a conocer este mediodía por el sitio de noticias Infobae, además se da cuenta de numerosas sanciones a otras integrantes de la fuerza: Marcelo Srur, fue sancionado con 45 días de arresto riguroso por haber informado en forma “incompleta” al Ministerio de Defensa los sucesos acontecidos con el submarino ARA San Juan, “impidiendo de esta forma también proporcionar información a los familiares de los tripulantes, con el agravante de no comparecer ante la opinión pública demostrando falta de compromiso y diligencia, con el consecuente menoscabo institucional de la imagen de la Armada Argentina”.

En la resolución difundida por el Ministerio de Defensa, se confirmó que el contraalmirante Luis Enrique López Mazzeo fue sancionado con 60 días de arresto en virtud del procesamiento que rige en su contra en la causa penal.

Además, se dispuso una sanción a 15 días de arresto riguroso por “no haber dado cumplimiento a la orden impartida por el Jefe de Estado Mayor General de la Armada, de no ausentarse de la sede de su Comando juntamente con su Oficial de Operaciones, pese a estar en conocimiento de la avería inicial del submarino Ara San Juan, con el agravante de hacerlo para supervisar actividades de carácter subsidiario en el noreste del país”.

Y otra a 10 días por “haber informado en forma tardía la novedad que le fuera transmitida respecto de la avería inicial sufrida por el submarino al Jefe de Estado Mayor General de la Armada”.

Por otra parte, el capitán de navío Claudio Javier Villamide fue destituido, al ser considerado “negligente en su accionar al evidenciar falta de cuidado o descuido de la tropa y equipamiento a su cargo, al no haber ordenado ni recomendado expresamente al Comandante del Ara San Juan la conveniencia de permanecer en superficie por un período limitado, manteniendo una comunicación a intervalos hasta definir un modo de acción que permitiese una navegación segura de regreso a puerto. Además de “no adoptar medidas en el ámbito de su Comando para convocar en forma urgente a su Estado Mayor y a otros especialistas a efectos de analizar exhaustivamente la situación y profundizar en la búsqueda de la mejor solución, a fin de brindar un apoyo eficaz a la Unidad”.

Lo expresado, en concurso real con la falta gravísima prevista en el artículo 13 inciso 23 del mismo cuerpo legal, que establece que incurrirá en la misma “El militar que con motivo o en ocasión de sus funciones militares, o dentro de un establecimiento militar o en lugares asignados al cumplimiento de tareas militares, cometiere un hecho que pudiera constituir un delito previsto en el Código Penal o en leyes especiales cuya pena máxima sea superior a UN (1) año”; por la cual se encuentra procesado y confirmado dicho procesamiento en la causa penal citada precedentemente”.

El capitán de navío Héctor Aníbal Alonso fue sancionado con 30 días de arresto riguroso por “no haber constituido en la sede del Comando de la Fuerza de Submarinos ni haber convocado de inmediato a los integrantes del Estado Mayor, a los fines de analizar la situación y prestar asesoramiento al Comandante, del cual constituía su relevo natural, en virtud de lo establecido en el artículo 12 del Anexo IV de la Ley N° 26.394″.

Misma sanción le corresponde al capitán de fragata Hugo Miguel Correa, que fue sancionado con 30 días de arresto riguroso en virtud del procesamiento dictado en la causa penal.

En tanto que el capitán de Corbeta Jorge Andrés Sulia y el contraalmirante Eduardo Luis Malchiodi fueron absueltos en virtud de la falta de mérito decretada en la causa penal. Asimismo el capitán de navío Carlos Ferraro fue beneficiado con la extinción de la acción disciplinaria.