Mar chiquita

6 de Marzo de 2021 13:21

Polémica por la casa prefabricada en Playa Dorada: “Se lo advertimos mucho tiempo antes”

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
La casa prefabricada de la docente en Playa Dorada que la comuna intimó a retirar.

El delegado municipal de Santa Clara del Mar dialogó con 0223 para explicar la postura de la comuna ante la situación que vive la docente marplatense que avanzó con la construcción de una casa prebafricada, algo prohibido por ordenanza. “Si quiere una vía de excepción, tiene que esperar que el Concejo Deliberante se expida, no puede instalarla de prepo”.

Susana Consorte compró un terreno en la localidad de Playa Dorada, la zona costera más austral del partido de Mar Chiquita donde la urbanización se expande sin detenimiento. En épocas en donde las usurpaciones generan muchos inconvenientes en la región, esta docente marplatense cuenta con la escritura correspondiente del lote. Aunque nadie puede discutir la legalidad de su propiedad, la mujer atraviesa serios problemas por estos tiempos luego de decidir avanzar con la instalación de una casa prefabricada, algo que no está permitido por ordenanza.

Así lo explicó en diálogo con 0223 Antonio Contardo, delegado municipal, luego de que la comuna debiera intervenir en el lugar y Consorte asegurara estar viviendo una pesadilla, además de acusar a las autoridades de “persecución”.

“Cuando la mujer comenzó a instalar la platea, lo que es normalmente la base de las casas prefabricadas, la gente del área de obras privadas de la municipalidad le explicó que esa zona no está autorizada para hacerlo”, detalló inicialmente Contardo sobre lo sucedido en febrero pasado. “Se le ordenó paralizar con esa platea, se le explicó que por una ordenanza del 2007 no es posible colocar una casa prefabricada y se le pidió por favor que no continúe con la obra”, agregó el funcionario comunal.

El delegado de Santa Clara del Mar especificó que luego Consorte contrató a una profesional que hizo las averiguaciones pertinentes en la municipalidad y presentó los planos de una obra tradicional de ladrillo. “El departamento de obra verificó la situación, también catastro y con ese tipo de vivienda todo estaba perfecto. Ella tiene un plano aprobado de casa de material”, pormenorizó Contardo.

Sin embargo, desde la comuna afirman que la docente marplatense apareció posteriormente en el lote con una casa prefabricada en paralelo a presentar ante el Concejo Deliberante una nota para que se la exceptúe y pueda instalar ese tipo de vivienda en el lugar. “Al ser una ordenanza la que impide que se construya ese tipo de viviendas, son exclusivamente los concejales quienes tienen que determinar si hay una excepción o no. Sucedió que al día siguiente de presentar la nota y sin esperar respuesta, la mujer procedió a instalar la casa prefabricada”, contó Contardo.

Los inspectores comunales comprobaron que en el envío de los materiales que hizo la empresa a cargo de la casa se especificó que la instalación se debía realizar “únicamente un día sábado o un día domingo”, algo que finalmente así ocurrió. “Nosotros no tenemos inspectores los fines de semana, pero los vecinos nos avisaron de la situación, asi que fue el delegado de Playa Dorada a avisarle nuevamente a la mujer para que no proceda con la coloción de la casa”, explicó Contardo.

La compañía a cargo de la vivienda comenzó con las labores un día sábado y el domingo terminó de colocar la vivienda. “Está fuera de la legalidad. Si quiere una vía de exepción, tiene que esperar que el Concejo Deliberante, no puede instalarla de prepo”, reiteró el delegado comunal santaclarense.

Para Contardo, “si ella se hubiera manejado de otra manera, si se hubiera dedicado a hablar, no habría este manto de irregularidad. Trató de evadir todo lo posible el tema y llevó una nota al Concejo Deliberante el día anterior a proceder a colocar la casa. Acá no hay ningún tipo de persecución, eso sucede cuando se procede fuera de la ley. Nosotros tenemos que actuar, no nos queda otro remedio, así lo indica la ordenanza, que no es nueva, es del 2007”, aclaró el funcionario marchiquitense.

Finalmente Contardo reparó que el inconveniente lo tiene la mujer con la empresa. “No es la primera vez que pasa. Hay tres o cuatro compañías que se dedican a vender casas prefabricadas y le dicen a la gente que puede instalar las casas sin problemas. Nosotros se lo advertimos mucho tiempo antes y le dimos toda la información”, aseguró el delegado.

Uno de los interrogantes es entender los motivos de Consorte para invertir en un plano de una casa tradicional, gastar dinero en un derecho de construcción que finalmente no fue tal. “Estamos dispuestos al diálogo”, concluyó Contardo.

Compartir
Compartí esta nota