Presencialidad educativa

31 de Julio de 2021 11:43

Estiman que solo el 30% de las escuelas podrán recuperar la presencialidad completa desde el lunes

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Foto ilustrativa: archivo 0223.

A pesar de la extensión en la carga horaria que autorizó el Gobierno de Axel Kicillof, desde Aiepba advirtieron que un importante número de colegios no tiene espacios físicos suficientes.

Directivos de la Asociación de Institutos de Enseñanza Privada de la provincia de Buenos Aires (Aiepba) estimaron que solo el 30% de los establecimientos educativos podrán recuperar una "presencialidad completa" a partir de lunes, una vez que finalice el receso invernal.

A pesar de la extensión en la carga horaria que autorizó el Gobierno de Axel Kicillof por la mejora en los índices epidemiológicos del Covid-19, Martín Zurita, secretario ejecutivo de la entidad, advirtió que un importante número de establecimientos no dispone de espacios físicos suficientes para garantizar el distanciamiento y, al mismo tiempo, mantener a todo el alumnado dentro de las aulas.

A partir de un relevamiento que hizo la asociación en los últimos días, se concluyó que un 70 por ciento de las escuelas se mantendrá con una "bimodalidad" de enseñanza: es decir, en forma virtual y presencial de manera simultánea. "Hay escuelas que tienen más infraestructura pero en la mayoría de los casos no se pudo resolver la limitación espacial y de personal", fundamentó, en declaraciones a 0223 Radio.

"Es importante que a nivel maternal y secundaria se pueda ampliar la carga horaria y que ya no haya un techo de cuatro horas. Pero esto siempre se da en el margen de las burbujas y termina siendo una recuperación de aprendizajes a medias porque todos sabemos las dificultades que presenta la virtualidad", señaló el referente del sector.

El panorama educativo en la Provincia es diferente a Capital Federal; en Caba, la gestión de Horacio Rodríguez Larreta anunció que el lunes las escuelas también podrán extender la carga horaria pero con todo los alumnos presentes, sin importar el distanciamiento, El gobernador Kicillof, sin embargo, mantiene la imposición para que haya una separación de metro y medio entre alumno y alumno y de dos metros con los docentes, y por eso todavía muchas escuelas no acusarán mayores cambios en su dinámica de funcionamiento.

Pese a esta restricción, el responsable de Aiepba reconoció que los protocolos dentro del territorio bonaerense "son flexibles" al reconocer que no tienen las mismas características del 2020. "Tenemos la expectativa de que si la situación sigue mejorando se pueda volver a una cierta normalidad y que los protocolos sanitarios se sigan adaptando. Esperamos que en un futuro ya no haya limitaciones especiales y volvamos a las clases que había hasta marzo del 2020", comentó.

"Sabemos que como sociedad debemos cuidarnos y respetar cada uno de los protocolos y las nromas pero también les pedimos a las autoridades políticas que tengan en cuenta que las escuelas tienen que ser lo último en cerrarse en caso de que haya algún otro rebrote o una situación no deseada que esperamos que no suceda", concluyó.

Medidas de cuidado vigentes 

Esta semana, Kicillof anunció que la presencialidad volverá a los 135 municipios de la Provincia: hasta antes de las vacaciones de invierno, había más de 20 distritos que continuaban con el dictado solo bajo la modalidad virtual. Esto implica que 16 mil establecimientos le volverán a abrir sus puertas a alrededor de 150 mil alumnos.

Las clases se siguen desarrollando mediante el sistema de rotación presencial semanal a raíz del coronavirus; es decir, una semana concurre al establecimiento la mitad de un curso y estudiarán desde sus casas la semana siguiente.

Entre las pautas generales de cuidado, se encuentran el uso obligatorio de tapabocas para estudiantes, docentes y auxiliares; la distancia social entre estudiantes y docentes, de al menos de un metro y medio entre estudiantes y de dos metros del docente en el aula, y de otros dos metros en espacios comunes.

También contempla la higiene frecuente de manos (al menos cada 90 minutos), el control de temperatura al ingreso del establecimiento (máximo 37,4º C), la ventilación de los ambientes (al menos cada 90 minutos) y el mantenimiento de las puertas y ventanas siempre abiertas.

La organización de los ingresos y egresos de las escuelas se realiza en horarios escalonados que eviten la concentración de personas como pautar 15 minutos de diferencia entre los horarios de salida y entrada de los grupos de estudiantes.