RADIO
EN VIVO
imagen

Metrobus

17 de Septiembre de 2017 12:14

Lo encontramos: hay un vecino que está a favor del Metrobus

Desde que la gobernadora María Eugenia Vidal y el Ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, anunciaron el desembarco del Metrobus en Mar del Plata –una obra que demandará una inversión de más de 500 millones de pesos-, el proyecto no deja de cosechar críticas.

Taxistas, la Federación Universitaria Marplatense (FUM) y el Colegio de Arquitectos son algunos de los sectores que pusieron reparos y hablaron de establecer “prioridades” a la hora de evaluar los beneficios que podría traer la implementación del Metrobus en el tránsito local. Ello sin contar los cientos de vecinos de los distintos puntos de la ciudad que cada vez que llueve no pueden salir de sus casas sin quedar empantanados en el barro. O los que desde hace años esperan que el municipio mejore el estado de las arterias para que los colectivos no suspendan el servicio y los deje a la deriva.

“Con el dinero que usarán para el Metrobus se pagan 11 años de boleto educativo"

La última protesta contra la iniciativa que impulsa el gobierno bonaerense fue hace apenas dos semanas y estuvo encabezada por el Frente por los DDHH y la Dignidad de Mar del Plata, agrupación que planteó que se suspenda el proyecto y, en cambio, el dinero que significaría su construcción sea “destinado a reales necesidades de la ciudad”.

Sin embargo, hay un vecino que sí está de acuerdo con el Metrobus y en los últimos días quiso hacérselo saber al intendente Carlos Arroyo a través de una nota en la que detalló los perjuicios que padece al vivir en la zona de la calle Buenos Aires, entre Moreno y Bolívar en donde, según contó, funcionan 18 paradas de colectivo en apenas 90 metros.

“Es imposible el ascenso y descenso de personas mayores, discapacitados, embarazadas y madres con bebés en la puerta de nuestras viviendas; además del peligro permanente (que significa tener) a toda hora de gente amontonada en las puertas de los edificios en los cuales vivimos”, describió Luis Gomes.

Nueva manifestación contra el Metrobus: “Acá hay que reordenar las prioridades”

Al explicar los motivos por los cuales respalda la medida, el hombre señaló que en ese sector ubicado frente a la tradicional Playa Popular, “los vientos vienen y cambian en diferentes direcciones” de manera continua, por lo que “en las horas pico son cientos de personas que esperan  y se resguardan en las entradas de los edificios, cubriéndose con cartones, diarios, plásticos que, al subir al colectivo, tiran a la vereda”. “Todo eso tapa el desagüe de las esquina”, advirtió.

Durante el verano –agregó- se suma el tránsito de turistas que van hacia las playas del sur de a ciudad, lo que genera que se formen “largas colas de turistas con sus heladeras, sombrillas y bolsos”; situación que “crea una obstrucción total al tránsito peatonal”.

Piden al intendente Arroyo que suspenda el proyecto para instalar el Metrobus

Por último mencionó que durante los fines de semana también aumenta el tráfico de personas “bajo los efectos del alcohol”, sobre todo alrededor de las 7 de la mañana, horario de salida de las cinco bailantas que funcionan en los alrededores. “Discusiones, peleas, roturas de botellas y gente haciendo sus necesidades contra las paredes y entradas de los edificios”, enumeró Gomes, quien aclaró que todo ocurre debido a que “jamás hay presencia policial” en el sector.