Submarino ara san juan

28 de Septiembre de 2020 18:00

ARA San Juan: se realizó la primera declaración testimonial por el espionaje a familiares

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

La querella presentó fotos y denuncias por pinchaduras de teléfonos celulares, hackeo de cuentas de correo electrónico, entre otras pruebas, que darían constancia del accionar del Estado.

El fiscal general Daniel Adler, titular de la Fiscalía Federal Nº 2 de Mar del Plata, dio inicio este lunes a la primera audiencia para tomar declaración testimonial en el marco de la causa que investiga el posible espionaje a familiares de las 44 víctimas del submarino ARA San Juan.

La audiencia se llevó a cabo durante cerca de tres horas y contó con el aporte de 15 episodios en los que los familiares de las víctimas dejaron en evidencia el accionar ilegal de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) mientras estuvo a cargo de Gustavo Arribas en manifestaciones que se realizaron en la Base Naval y en el parque San Martín.

La querella presentó fotos, cinco constancias de denuncias por pinchadura de líneas de teléfono, por hackeo de cuantas de correos electrónicos, por intromisión de redes sociales, más las pruebas aportadas el pasado 24 de septiembre en la Comisión Bicameral de Fiscalización de los Organismos y Actividades de Inteligencia.

Además, se aportó un caso de terrorismo psicológico sobre familiares y se exigió la búsqueda de la totalidad de los documentos y la información vinculada al espionaje que podría haber en delegaciones de la AFI, en el Centro de Integración de Inteligencia Táctica Atlántico (CIAT) o el propio Ministerio de Defensa. En tanto, la querella ya trabaja para gestionar la presentación de nuevas causas conexas.

"El silencio de los funcionarios de la Fiscalía Federal Nº 2 y de los colegas presentes evidenciaba la gravedad que se investiga. Hoy podemos decir que el Estado dejó de ser un enemigo de las víctimas", sostuvo la abogada Valeria Carreras.

A la fecha, la investigación sigue caratulada por “averiguación de ilícito”. Las familias que se presentaron como querellantes están representados por los estudios de los abogados Carreras y Fernando Burlando, junto con el de Lorena Arias, y en forma paralela trabaja Luis Tagliapietra, quien también es papá de uno de los submarinistas.

La semana pasada la interventora de la AFI, Cristina Caamaño, denunció ante la Justicia federal de Mar del Plata las maniobras por espionaje ilegal realizado sobre familiares de los y las tripulantes del ARA San Juan, mientras el submarino aún permanecía desaparecido.

Los docuementos desarchivados revelaron que al entonces presidente Mauricio Macri le filtraban los planteos que le iban a hacer los familiares en cada reunión según la información que recababan los agentes en las maniobras de vigilancia y seguimiento ilegal que se hicieron durante 2018 y 2019.