Fase 2

30 de Mayo de 2021 18:17

Boliches confirman el cierre en fase 2 pero advierten: "No se puede seguir así"

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Foto ilustrativa: facebook Bruto Playa Grande.

En diálogo con 0223 Radio, el responsable del emblemático establecimiento nocturno de Playa Grande criticó al Gobierno por las restricciones "insostenibles" que aplican contra la actividad durante la pandemia. "Nos están invitando a encerrarnos en casa otro invierno más", apuntó.

A pesar de los gestos de rebelión que anticiparon distintos sectores frente al anuncio de la fase 2, algunos empresarios de la nocturnidad confirmaron que acatarán las restricciones aunque se mostraron fuertemente críticos con el Gobierno por las restricciones "insostenibles" que plantean contra la actividad en el contexto de la pandemia del coronavirus.

Es el caso de Federico Goranzky, responsable de "Bruto", el emblemático establecimiento de Playa Grande, quien aseguró que mantendrá sus puertas cerradas hasta que modifiquen las políticas restrictivas de la Provincia sobre Mar del Plata.

"Hoy estoy para bajar los brazos. No podés sostener ninguna estructura de esta manera. Y todas las familias que tenemos a cargo están empezando a sentir la problemática", lamentó el empresario que también está a cargo de Estación Central, y recordó que entre sus distintos proyectos tiene a unas 200 personas empleadas.

En declaraciones a 0223 Radio, el hombre confirmó el cierre momentáneo de los locales que administra en la costa "porque no vale la pena tenerlos abiertos". "Entramos en una discusión muy fuerte ahí los bares y cafeterías sí los vamos a abrir para ver qué pasa y tratar de bancar el golpe. La verdad que es insostenible", expresó.

"La gente responde, viene, y mientras los cuides y armes lo que ellos pretenden o lo que reciban lo que pretenden a la hora de los locales, van a seguir respondiendo. No hay mucho para decir. La gente va", destacó, sobre el apoyo de los clientes frente al contexto de profunda crisis económica.

Al referirse al anuncio de la Gobernación sobre el retroceso a la fase 2 y el decreto del presidente Alberto Fernández que declaró la cuarentena estricta, Goransky dijo que "todas las nuevas noticias son muy duras y difíciles de procesar y aceptar". "Como bien dijo Montenegro (NdR: el intendente), es salud más trabajo. No tengo dudas que la situación sanitaria general es crítica pero también la situación del trabajo es crítica. Todo va de la mano", razonó.

"Con protocolos se puede seguir trabajando. Las actividades venían trabajando prolijas, ordenadas, y ya había habido una merma de casos en los últimos días pero esta condición de tener 230 casos por día quizás no las tengamos en meses", advirtió el empresario, y agregó en la misma línea: "Nos están invitando a que nos quedemos encerrados en casa otro invierno más. La gastronomía no puede sostenerse así".

El referente de Bruto, además, recordó que la última temporada de verano fue solamente "para salvarse la ropa, a diferencia de la anterior que  había servido para bancar el resto del invierno". "Somos bastante necios y lo último que buscamos es cerrar. Sacamos plata de los ahorros para continuar pero la lata se empieza a vaciar. Y ya no se aguanta", graficó.

"¿Hasta cuándo hay que seguir poniendo? A nosotros nos aprobaron el Repro el mes pasado pero les pagaron menos del 50% a los empleados. Y nadie te saber decir nada. Eso no es suficiente ¿Y la luz, el alquiler?", planteó el empresario, y apuntó: "Las relaciones con los propietarios de los lugares están destrozadas. Llevamos al límite las charlas el año pasado y hoy tenemos que volver a pedir que nos condonen una parte del alquiler. Todos necesitan dinero para vivir".