Liga argentina

8 de Mayo de 2021 18:49

Quilmes no lo pudo cerrar y cayó en suplementario

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Brown fue una de las principales vías de gol de Quilmes, que fue decayendo en lo físico y se quedó sin nada. (Foto: Mariana Almeida Novelli)

En todos los parciales, llegó arriba el equipo de Manuel Gelpi, salvo en la chicharra del final, que terminaron igualados en 75. En el tiempo extra, Parque Sur tuvo más energías y se quedó con el triunfo.

Un partido tan largo y que se terminó estirando más de la cuenta, fue demasiado para Quilmes que llegaba del brote de Covid, con jugadores que se fueron recuperando y no tuvieron la preparación necesaria. Eso terminó influyendo en el último tramo del juego, donde Parque Sur se vio más entero y cuando forzó el tiempo extra, marcó diferencia y se quedó con la victoria por 98 a 89 en el arranque de la cuarta ventana de la Conferencia Sur de la Liga Argentina en Concordia. 

El comienzo fue como se esperaba, con Quilmes asfixiando en la defensa y eligiendo al hombre mejor parado para buscar el tiro. El goleo era bajo, pero el dominio de las acciones era del "tricolor" que manejaba el trámite del parcial. Tres bombas seguidas metieron en juego a Parque Sur que emparejó el resultado y se fue al descanso a sólo tres puntos: 15-18. Más allá de eso, los de Gelpi no bajaron la intensidad y fueron escapándose en el marcador, sacó una máxima de 11 y llegó al entretiempo con una ventaja nada despreciable de 8: 35-43.

Al regreso del vestuario, Quilmes siguió siendo el protagonista y parecía que no iba a pasar mayores sobresaltos. Sin embargo, la salida de Ortiz por cuatro infracciones complicó los planes, Parque Sur empezó a lastimar en la pintura y el 54-58 con el arribaron al último descanso corto era un llamado de atención. Los marplatenses le dieron la pelota a Brown y confiaron en su mano para tratar de mantenerse a frente, pero los entrerrianos encontraron en el tiro externo su aliado y pudieron meterse decididamente en juego para igualar y forzar cinco minutos más.

A esa altura, la respuesta física y anímica de Quilmes no era la misma y Parque Sur lo aprovechó, estaba más entero y con el ritmo se empezó a cortar hasta quebrar el partido. La bronca acumulada por el "tricolor" también se vio en la dura infracción antideportiva de Merchant que le valió la descalifación y que terminó de sellar la suerte del partido.
 

Compartir
Compartí esta nota