Mar del plata

13 de Junio de 2021 15:30

A un año de la nueva campaña, reconocen que sigue siendo baja la separación en origen

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Foto ilustrativa: archivo 0223.

Desde la cooperativa Cura lamentaron los resultados de la iniciativa que intentó reflotar la gestión de Guillermo Montenegro e insisteron en la necesidad de concientización social. "La gente tiene que entender que si separan los residuos generan puestos de laburo", explicaron.

Referentes de la cooperativa Cura (Común Unidad de Recuperadores Argentinos) aseguraron que sigue siendo escasa la separación en origen de los residuos en General Pueyrredon al cumplirse poco más de un año de la campaña de concientización que reflotó el Gobierno de Guillermo Montenegro.

"La verdad que no se pudo hacer bien porque sino el resultado lo estaríamos viendo hoy en planta", lamentó Daniel Figueroa, referente de la institución, quien insistió en el pedido a la comunidad para que tome una mayor consciencia respecto de este tema.

Al graficar la importancia de la separación, el trabajador dijo que las personas tienen la oportunidad de ser "empresarios domiciliaros" ya que esta tarea no solo ayuda al medio ambiente sino que "genera directamente puestos de trabajo" a distintos sectores.

En declaraciones a 0223 Radio, el dirigente reconoció que la realidad del sector de los recicladores que tienen una planta aparte en el relleno sanitario "está difícil y crítica" por el contexto de la pandemia del Covid-19 y la llegada del invierno, época en la que suele "bajar mucho el consumo" en la ciudad. "Siempre se nos complica a esta altura del año", afirmó.

"Está bastante complicada también la comercialización porque al no producir y no haber material reciclable, el fin de semana cuando llega la hora de cobrar vamos con la cara un poco larga. Todo el país y el que vive el día a día, la está pasando complicado", sostuvo el titular de la cooperativa marplatense cuya labor está reconocida por ordenanza municipal.

Figueroa también destacó la reciente donación que hizo la gestión de Montenegro de las botellas de vidrio que habían sido secuestradas en distintos operativos para desbaratar fiestas clandestinas durante la segunda ola. "Nos viene bien porque en la ciudad somos los únicos que tenemos el mercado abierto con respecto a este material y lo comercializamos a Mendoza", puntualizó.

"Fueron bastante toneladas y agradecemos por habernos ayudado. Tenemos un buen precio del vidrio y eso suma bastante al jornal", ratificó el dirigente cooperativista, quien sostuvo que ese trabajo permitió un "aliciente económico importante y dio una semana de respiro".

En este marco, el referente de Cura también se mostró expectante de que el Ente Municipal de Servicios Urbanos (Emusr) de Sebastián D'Andrea pueda completar en breve la reparación de un elevador para llevar materiales de reciclaje.

"Lo llegamos a tener 20 días parado y para nosotros es muy importante porque manejamos materiales de 200 kilos y se hace muy difícil manejarlos en forma manual. Y sacar la pala mecánica, que abastece toda la alimentación del lugar, influye también negativamente en la economía semanal de todos los asociados", planteó.