Carrera al 2015

12 de Abril de 2015 16:13

Asesor económico de Massa sostiene que el país tiene un “cepo a la inversión”

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Ricardo Delgado, asesora al candidato presidencial Sergio Massa en economía.

Ricardo Delgado, figura destacada en el plan económico que elabora el FR para su candidato presidencial cuestionó el "mesianismo" de los que dicen acabar con el cepo al dólar en 24 horas.

El economista Ricardo Delgado, figura destacada del equipo que asesora al candidato presidencial Sergio Massa, advirtió que anunciar que el cepo al dólar se resuelve en 24 horas es parte de “un mesianismo económico que es la contracara del populismo económico de hoy” y anticipó que el ataque a la inflación que propone el Frente Renovador se debe dar a partir de un plan para que en 18 a 24 meses “se pueda llegar de manera gradual a un dígito”.

“La inflación no se termina mágicamente ni apagando la maquinita de imprimir del Banco Central”, remarcó el especialista y planteó que en ese camino habrá que generar condiciones para que se invierta en el país. “Hoy lo que tenemos es un cepo a la inversión”, señaló durante su exposición en el ciclo “Una política distinta. Un país distinto” que organizan el senador provincial Patricio Hogan y el precandidato a intendente Javier Faroni.

Delgado elaboró un claro diagnóstico de situación de la economía argentina. Lamentó que durante los últimos tiempos el país haya vivido en el corto plazo y consideró que existe una oportunidad única de pensar un poco más allá. “Economías a corto plazo tienden a estancarse”, afirmó. Y sostuvo que “vivir con inflación, cepo, restricciones, aislada del mundo, sin integrarse a sus socios comerciales hacen que esa economía no crezca y tienda a estacarse y declinar”.

Admitió en el oficialismo un primer período que tuvo resultados impactantes en crecimiento, con baja de desempleo y superávit fiscal con el ministerio de Economía en manos de Ricardo Lavagna, hoy pilar del plan económico de Massa. Marcó en 2008 un declive que planteó cada vez más profundo hacia estos días. “El segundo período es peor que el primero”, dijo sobre la administración de Cristina Fernández que, según sus datos, cerrará a fines de año con “un 30% de pobres”.

También cuestionó ideas de otros sectores de la oposición –en particular el macrismo- que plantean soluciones “mágicas” para los problemas de la economía. “Esas cosas ya las pasamos, ocurrieron y nos fue mal en Argentina”, recordó. E insistió que el peor mal de Argentina en estos días es la inflación. “Hace ocho años que carcome todos los cimientos y el año pasado significó una caída real del 5% de los salarios, lo que agudiza la recesión”, describió.

Por eso anticipó que el 10 de diciembre, día de las elecciones presidenciales, cambia la economía. “Sergio Massa sabe de esto y tiene la visión para cambiar”, dijo a partir de un plan económico que buscará reducir la inflación de manera gradual, acercar inversiones, desarrollar infraestructura y alcanzar un acuerdo económico social.

“Los problemas de competitividad no se resuelven devaluando, porque eso es castigar al salario”, dijo Delgado que propone mejoras en rutas, trenes de carga, hidrovías y puertos para cambiar una logística del país que hoy “tiene los costos más altos del mundo”. Señaló que el país necesita un “shock de inversión” y que para lograrlo habrá que dar señales claras. “Si Argentina no vuelve al sentido común, deja de crecer. Y eso es el peor negocio para un político”, advirtió.

Compartir
Compartí esta nota