RADIO
EN VIVO
imagen

Mar del plata

10 de Noviembre de 2019 12:09

Crece la conversión de autos a GNC: muchos son 0km

El precio de la nafta y las cuotas caras de los planes autoahorro, algunas de las razones. Cada vez más autos de alta gama se pasan al gas. El Ahora 12 y 18, los métodos de financiación más usados.

Ante cada aumento de los combustibles, aumentan las consultas de los automovilistas por el costo de pasar su vehículo de nafta a Gas Natural Comprimido (GNC). Con una super que promedia los $53 el litro, muchos averiguan, hacen cuentas e invierten, sabiendo que –según el uso del vehículo- el gasto se amortiza en pocos meses.

Según datos provistos por el Enargas, en lo que va del año se convirtieron 137.435 autos a gas en todo el país, un 16% más que el mismo periodo del 2018, con 118.224 conversiones.

“Ya no se dice que el gas es para la cocina”, afirmó a 0223, Pablo Blanco, propietario de GNC Blanco, que consideró que de venir en franco declive, la actividad comenzó a reactivarse desde hace 3 meses por los numerosos aumentos de las naftas.

“Para dar un ejemplo, de instalar 5 equipos por día hace 10 años pasamos a poner sólo 3 por semana entre el 2015 y 2016. El trabajo comenzó resurgir con los aumentos de la nafta y desde hace unos 3 meses que instalamos 2 equipos por día”, comparó.

La tecnología en los equipos de GNC avanza a pasos agigantados.   

Como particularidad, Blanco remarcó que el 90% de los autos que instalan el GNC en sus talleres tienen una antigüedad no mayor a los 5 años. "Muchos son 0km o muy nuevos. Y cada vez hay más de alta gama. Hemos instalado equipos en camionetas Jeep 2.4 o Volkswagen Vento 2.5, modelos muy caros que en otra época era algo imposible”, consideró.

En ese punto, agregó que en los casos de los autos "nuevos", muchos de sus clientes habían sacado un plan de autoahorro: "La cuota se les fue a las nubes y la nafta también si usan mucho el auto. Optan por el gas porque ahorran un 70% en promedio”, argumentó.

 “Con gas, el auto anda casi igual que con la nafta”

Por su parte Fabio Cariac, representante de GNC Fidenza, valoró los avances tecnológicos que ha tenido el gas con los equipos llamados de "quinta generación”.

“Los equipos vienen tecnológicamente cada vez mejores y el auto pierde menos prestaciones. Antes los autos perdían potencia cuando eran a carburador pero con inyección electrónica y con los equipos de quinta generación, casi tienen la misma potencia que con nafta. Lo único que se pierde es baúl, pero todo lo demás es beneficio”, razonó Cariac.

Camionetas 4x4 importadas también se pasan al gas. (Foto: Fidenza GNC)

A la hora de decidirse, los precios oscilan entre los $39,000 y los $60.000, según la tecnología y el tamaño del tubo y por ende, la autonomía deseada.

Luis López, propietario de GNC Salustri en la ciudad, puso de relieve el gran interés que existe en muchos marplatenses por “pasarse al gas” y así reducir los gastos mensuales en nafta. A la hora de decidirse, destacó que la mayoría de sus clientes optan por la tarjeta de crédito.

“La mayor parte de las ventas son con Ahora 12 y 18, porque tiene un interés irrisorio, de apenas el 15% anual. Otros deciden pagar una parte de contado y el resto financiarlo. En unos meses, según los kilómetros que le hagan al auto, lo amortizan. Después todo es ganancia”, cerró.