RADIO
EN VIVO
imagen

Judiciales

12 de Septiembre de 2019 18:11

Joven que atropelló y mató a dos motociclistas seguirá alojado en la cárcel

Santiago Aquindo circulaba a 130 kilómetros por hora.

La Justicia rechazó la internación en una clínica privada. Santiago Aquindo atropelló y mató a Francisco Murcia y Pablo Pereira en octubre de 2018.

El joven que en octubre del año pasado atropelló y mató a dos motociclistas en la avenida Constitución y Roldán seguirá alojado en el área sanidad de la Unidad Penal 15 de Batán luego de que la Justicia rechazara el pedido de internación en una clínica psiquiátrica que había presentado su defensa. De acuerdo a las pericias incorporadas en la causa, Santiago Aquindo es inimputable y al momento del hecho no pudo comprender la criminalidad de sus actos.

El pedido de internación en una clínica psiquiátrica fue rechazado por el Tribunal Oral en lo Criminal 3 luego de una inspección ocular en el establecimiento a partir de la oposición que plantearon el fiscal Fernando Castro y los abogados que representan a las familias de Francisco Murcia y Carlos Pereira.

En diálogo con 0223 el abogado Gustavo Marceillac –que representa a la familia de Murcia- recordó que la defensa había solicitado la morigeración de la prisión preventiva con la modalidad de internación en una institución terapeútica. “Las pericias que sostienen que transitó un brote psiquiátrico indicaron que Aquindo es una persona peligrosa para sí y para terceros, por lo que se recomendó que la internación sea bajo la modalidad cerrada”, explicó.

La institución propuesta es de régimen abierto y para los jueces Juan Manuel Sueyro y Fabián Riquert no cumple con las medidas de seguridad necesarias. Sin embargo, los magistrados solicitaron a la Asesoría Pericial Departamental que informe si existe en la ciudad alguna institución que cumple con esos requisitos y dejó abierta la posibilidad que la defensa de Aquindo reencause la incidencia de morigeración a partir del ofrecimiento de otro establecimiento.

Las fuentes judiciales consultadas por este medio indicaron que el juicio se realizaría el próximo año, por lo que próximamente debería hacerse efectiva las audiencias para el ofrecimiento de prueba. La causa fue elevada como doble homicidio simple doloso y en el debate oral y público deberá darse por acreditado el hecho y la autoría y con el análisis de los informes periciales dictaminar las medidas de seguridad.