Huellitas

26 de Noviembre de 2020 11:56

La historia de Bracco, que aún busca un final feliz

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

Este pitbull fue rescatado de un dueño que lo golpeaba y le provocó la pérdida de un ojo. Ahora busca un hogar para cerrar su triste historia y empezar una nueva etapa. 

La historia de Bracco comenzó hace unos 4 o 5 años. Desde cachorro conoció el lado más oscuro del ser humano. Su dueño lo tenía tanto a él como a su hermana atados, sin agua, ni comida.  Sobrevivían con lo poco que les tiraban de vez en cuando. Así empezaron a ponerse muy territoriales con el alimento y comenzaron a atacar a otros perros para defender el único sustento que les permitía matar un poco el hambre.

 

Afortunadamente un día apareció Rosa, quien luego de realizar la denuncia por maltrato, logró que Zoonosis intervenga. Pero al llegar al lugar el panorama era peor de lo que se esperaba. La hermana de Bracco había muerto y él además de estar flaco y muy deteriorado, había perdido un ojo a causa de los golpes que recibía de su dueño.

 

A pesar de todo, parecía que a partir de ese momento su vida iba a cambiar definitivamente, pero si bien su salud mejoró completamente aún no se pudo cerrar el círculo de este rescate: falta una familia.

Este pitbull es un compañero excelente de caminatas y siestas. No le gusta pasar muchas horas solo. Suficiente soledad tuvo en sus primeros meses de vida. Se encuentra castrado, vacunado, desparasitado y chipeado. Es de carácter dócil, y muy activo. Disfruta mucho correr y jugar.

 

Desafortunadamente no se lleva con otros perros ni gatos motivo por el cual buscamos un hogar sin otros animales y con parque para que pueda estar a gusto. Y debido a su gran porte, sin niños pequeños.

Si te interesa conocerlo podes comunicarte vía  facebook: Transita huellitas mdp, Instagram: Transitahuellitasmdp  o al 2235988458

Compartir
Compartí esta nota