Seguridad

2 de Junio de 2020 08:17

La “Banda gitana” se negó a declarar y buscan a más integrantes

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
Momento de la detención. (Foto: archivo 0223).

Están acusados de al menos cinco “cuentos del tío” en los que recaudaron más de un millón de pesos. Creen que tenían cómplices en otras ciudades.

Los tres acusados de integrar una banda dedicada a estafar a personas mayores a través de diferentes variantes del “cuento del tío” se negaron a declarar en Tribunales y si bien su defensa solicitó la excarcelación, aún permanecen detenidos en el complejo penitenciario de Batán. La fiscalía de Delitos Económicos solicitó la detención de un cuarto integrante que está identificado y sospecha que al menos otras tres personas formarían para de la misma asociación ilícita.

De acuerdo a los datos a los que tuvo acceso este medio, Laura Brigitte Platón Ivanoff (22), Bruno Ariel Castillo (20) y  Andrés Fernando Castillo Yancovich (21) fueron acompañados por un defensor particular y se negaron a declarar ante el fiscal Javier Pizzo. En el caso de los dos hombres también están imputados del delito de cohecho ya que durante el operativo que personal de la DDI realizó en el departamento ubicado en la avenida Colón al 2200 les  ofrecieron dinero al personal policial para “solucionar el problema”.

El pedido de excarcelación por el delito de cohecho que se les imputó tras el operativo que se realizó el jueves pasado fue rechazado por la Justicia de Garantías. “Ambos registran antecedentes por hechos similares en otros puntos de la provincia y fueron liberados hace dos y ocho meses aproximadamente”, informaron fuentes oficiales a 0223.

Una solicitud similar por la imputación de asociación ilícita aún no fue resuelta al igual que el pedido de excarcelación de la mujer por el delito de estafa, por lo que los tres permanecen alojados en el complejo penitenciario de Batán.

Varios hechos, más integrantes

La multiplicidad de pedidos a resolver se explica porque la banda está acusada de cometer diferentes hechos –entre el 7 de abril y el 12de mayo- y cada uno de ellos había generado una instrucción penal preparatoria diferente. Los cinco casos que se les pudieron atribuir ocurrieron en en Santa Fe al 3800, Urquiza al 4900, Urquiza al 4700, Dellepiane al 900 y Brown al 2500.

Consultado por 0223 el fiscal Javier Pizzo aclaró que la investigación no está limitada a esos cinco hechos y que la banda podría tener relación con otros hechos con la misma modalidad y también con algunos secuestros virtuales que no fueron consumados.

Para los investigadores es posible que la banda operara en otros puntos de la provincia y en la ciudad de Buenos Aires ya que se registraron varias llamadas a esas localidades en las líneas telefónicas investigadas. “Suponemos que tenían cómplices en esas localidades para retirar el dinero que obtenían si lograban engañar a la víctima y consumar la maniobra”, indicó.

Pizzo explicó que el delito imputado de asociación ilícita no requiere la consumación del hecho ya que se les atribuye el hecho de ser miembros de la misma. “Creemos que no la formaban solo los tres detenidos y el prófugo, sino que había más gente y el número total estaría entre siete y ocho integrantes”, agregó.

En los allanamientos realizados la semana pasada personal de la DDI secuestró 16 celualres, 264 mil pesos, 7 mil dólares, dos notebook, una consola de juegos, guías telefónicas y documentación de interés para el avance de la causa.

Compartir
Compartí esta nota