Seguridad

24 de Julio de 2020 15:28

El municipio reclama la restitución de 500 efectivos de fuerzas federales de seguridad

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

El secretario de Seguridad municipal, Darío Oroquieta, advirtió que es, como mínimo, la cantidad de gendarmes que se necesita en Mar del Plata. También se mostró preocupado por el alto nivel de reincidencia de los delincuentes.

Luego de que Mar del Plata volviera a ser noticia a nivel nacional porque un jubilado de 81 años mató de un escopetazo a un delincuente que había ingresado a su casa, desde el municipio se mostraron preocupados no sólo por la gran cantidad de hechos delictivos que se dieron a partir de la apertura de la cuarentena estricta; sino también por el alto nivel de reincidencia de las personas que los cometen. En ese contexto, el reclamo por la restitución de los 500 efectivos de fuerzas federales que se le retiraron a la ciudad cobra aún más fuerza.

Así lo precisó este viernes el secretario de Seguridad municipal Darío Oroquieta, quien puntualizó que en febrero se fueron 150 efectivos de Prefectura y Policía Federal, el 1 de marzo otros 150 y los restantes en el transcurso de las siguientes semanas. En diálogo con 0223, el funcionario dijo haber realizado gestiones para recuperarlos pero, reconoció, “sin buenos resultados”. 

En ese sentido, Oroquieta destacó la decisión de que a partir de este viernes se desplieguen efectivos de las fuerzas federales de seguridad en ocho distritos del conurbano bonaerense para realizar operativos de seguridad conjuntos con la policía provincial. “Es decir, entienden la necesidad que tiene provincia de Buenos Aires en materia de seguridad”, sentenció, aunque se mostró “preocupado” porque “sólo se los dieron a distritos amigos: ninguno de los distritos gobernados por la oposición fue alcanzado por esta decisión”. “Mar del Plata tiene una necesidad de efectivos y eso está a la vista, no se trata de una cuestión política”, subrayó.

Darío Oroquieta, secretario de Seguridad del municipio. Foto: 0223

Para el funcionario de Guillermo Montenegro, hoy Mar del Plata necesita “como mínimo y para igualar condiciones” los 500 efectivos de fuerzas federales que estaban al comienzo del año. “Se agrava aún más la situación si se tiene en cuenta que estamos  con una parte de personal en reserva porque cada vez que hay una situación en el marco del Covid hay que aislar una determinada cantidad de gente. Y a eso hay que agregarle todas las funciones que cumplen todos los equipos de seguridad en función de la pandemia, como los retenes, por ejemplo”, señaló. 

Para Oroquieta, la gran cantidad de situaciones delictivas que se registraron durante las últimas semanas va en línea con lo que ocurre a nivel nacional y provincial. “En un marco de crisis general, estas situaciones se van dando, el flujo empieza a cambiar a medida que crece el tránsito y también cambian las modalidades delictivas”, evaluó.

En ese orden, cuestionó la “liberación casi automática de presos en muchísimos de los casos”. “Si el delincuente vuelve a salir, claramente vamos a estar siempre en el mismo problema. Tenemos que trabajar en conjunto con la justicia para que estas bandas no sean reincidentes rápidamente y cumplan su condena”, dijo. 

Si bien aclaró que ese no es el caso del ladrón ultimado en Colinas de Peralta Ramos -había cumplido su condena y recuperó la libertad semanas atrás-, Oroquieta dijo que hay otros tantos en los que sí se da esa situación. “Hace muy poco tiempo hubo un delincuente abatido en un intento de robo que tenía antecedentes importantes y, la verdad, de cada tres partes que recibo de la policía, la mayoría de los que participan de enfrentamientos o tienen armas de fuego son personas con antecedentes que no cumplimentaron su condena. Hay que hacer foco en lo general de esta situación y es ahí donde está lo preocupante: cuando uno ve que son las mismas personas en reiteradas veces”, concluyó.

Compartir
Compartí esta nota