Verano 2021

23 de Enero de 2021 09:40

Playa, playa y más playa: se espera un fin de semana con 31º de temperatura máxima

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota

El Servicio Meteorológico Nacional anticipa muy buenas condiciones climáticas para este sábado y domingo en Mar del Plata.

La primera semana de la segunda quincena de enero que vivió Mar del Plata fue prácticamente ideal en términos climáticos y para este sábado y domingo también se esperan condiciones para disfrutar al máximo de la playa y la costa.

Para este sábado, el Servicio Meteorológico Nacional pronostica una temperatura mínima de 20 grados y una máxima de 31 grados. El calor más intenso se hará presente durante la tarde mientras que por la noche habrá un leve descenso acompañado por la llegada de algunas nubes.

El domingo, en tanto, los especialistas del organismo oficial prevén el mismo rango de temperaturas pero se anticipa un cielo mayormente nublado a lo largo del día: el mediodía sería la franja en la que el sol se podrá disfrutar con mayor provecho por parte de turistas y marplatenses.

El buen escenario climático representa un gran aliciente turístico. Desde el lunes que distintos sectores reconocen un repunte en las reservas que esperan que se consolide durante el resto del mes, después de acusar un magro rendimiento económico en la primera quincena de enero.

Por lo pronto, los pronósticos también son favorables para el comienzo de la próxima semana. La amenaza de lluvias está descartada por los meteorólogos y se esperan picos de calor de entre 32 y 31 grados.

La continuidad de las altas temperaturas, sin embargo, también renueva la preocupación en las autoridades municipales ante el riesgo latente que se acusa en torno a la gestión de incendios forestales.

Desde el Gobierno de Guillermo Montenegro aseguraron que por estos días hay un riesgo "extremo" para la generación de este tipo de focos ígneos por lo que insistieron a la comunidad con la necesidad de tomar todos los recaudos preventivos posibles mientras¡, en paralelo, se intensifican los controles ante posibles emergencias.