Una historia de amenazas y disparos en La Perla permitió el secuestro de un kilo de marihuana

Un hombre amenazó y disparó en la casa de su vecino porque hacía mucho ruido. El joven lo denunció y el hijo del agresor amenazó a sus padres. Le allanaron la casa y hallaron casi un kilo de marihuana. 

Una causa por amenazas derivó en el secuestro de casi un kilo de marihuana.

15 de Octubre de 2021 11:57

Por Redacción 0223

PARA 0223

Un conflicto vecinal que incluyó amenazas y disparos en el barrio La Perla terminó la detención de un hombre y el secuestro de casi un kilo de marihuana en una vivienda del barrio Felix U. Camet

La historia de este caso comenzó los primeros días de octubre en una vivienda de La Perla. Ese día, un hombre de 71 años fue hasta la casa de su vecino, enfurecido, porque estaba haciendo mucho ruido al reparar un caño de agua que se había roto en su casa.

El joven de 23 años abrió la puerta cuando su vecino golpeó y descubrió que el sujeto de 71 años estaba alterado y llevaba un arma de fuego. “¡Dejá de hacer ruido!”, le gritó, mientras el joven, aterrado, cerraba la puerta. Sin embargo, el agresor efectuó un disparo que pegó en el techo de su casa.

La víctima realizó la denuncia en la comisaría primera, que tras reunir distintos elementos logró obtener una orden de allanamiento para la vivienda del agresor el lunes 11 de octubre. En el lugar, hallaron un revólver calibre .32, municiones de distinto calibre y una vaina de 9 milímetros. El sujeto fue trasladado a la Unidad Penal 44 de Batán.

La policía secuestró casi un kilo de marihuana.

 

Ese mismo lunes, pocas horas después, los padres de la víctima que viven en la casa lindera estaban en la vereda contándole lo ocurrido a otra vecina del barrio, cuando fueron sorprendidos por un sujeto que circulaba en moto, que se identificó como el hijo del hombre de 71 años que había sido trasladado al penal de Batán.

“Por tu culpa, rompieron la casa de mi viejo”, les dijo y les mostró un arma de fuego, antes de emprender la huida hacia la zona de Constitución.

Nuevamente, la familia radicó una denuncia en la sede de la comisaría primera que pudo establecer la identidad del hijo del atacante y el lugar donde vivía. Así, en la tarde del jueves realizaron un allanamiento en una vivienda del barrio Felix U. Camet.

Los policías que ingresaron pudieron identificar al hombre de 34 años. Si bien no encontraron el arma de fuego utilizada para amenazar a los padres de la víctima, se llevaron otra sorpresa: encontraron 970 gramos de marihuana y una balanza de precisión.

En el caso, intervino la fiscal Graciela Trill por el delito de amenazas agravadas y se le dio intervención al fiscal especializado en estupefacientes Leandro Fávaro, que dispuso la formación de una causa por el delito de tenencia ilegítima de estupefacientes.

Temas

    Comentarios de usuarios de Facebook