Ezequiel guasone

30 de Agosto de 2021 18:43

La Justicia define si el acusado de matar a Ezequiel Guasone sigue detenido

Compartir
Compartí esta nota
Compartir
Compartí esta nota
La audiencia se hará en Tribunales.

La fiscalía pidió la prisión preventiva y la defensa de Ricardo Aguerrido solicitó la realización de una audiencia. Al término de la misma la Justicia de Garantías tendrá cinco días para definir la situación del único detenido.

Poco más de un mes después del hallazgo del cuerpo del comerciante Ezequiel Guasone en el interior del local ubicado en San Luis y San Lorenzo y ante el pedido de prisión preventiva del único imputado que hizo la fiscalía, la defensa solicitó la realización de una audiencia para oponerse al dictado de esa medida. Una vez que las partes expongan sus argumentos, la Justicia de Garantías tendrá un plazo máximo de cinco días para resolver la situación de Ricardo Aguerrido.

Con los datos recabados en la investigación y antes del vencimiento de la prórroga solicitada, la fiscal Romina Díaz solicitó que Aguerrido siga detenido en el complejo penitenciario de Batán mientras avanza la causa. A partir de esa novedad, la defensa del imputado a cargo de César Sivo solicitó la realización de una audiencia para oponerse a la misma.

“Esa oposición se hace la mayoría de las veces de manera escrita, pero también está la chance de solicitar una audiencia que se fija rápidamente ya que en un plazo no mayor a los cinco días debe definirse la situación de la persona detenida”, explicó una fuente judicial a 0223. En el mismo sentido señaló que todos los argumentos se realizan de manera verbal, de una forma similar a los alegatos en los debates.

La detención y una declaración exculpatoria

Aguerrido fue detenido seis días después del hallazgo del cuerpo de Guasone y al momento de declarar negó tener algo que ver con el homicidio, aceptó que le saquen sangre para periciar y ofreció testigos, documentación y audios para incorporar al expediente.

El dato singular de esa testimonial es que por pedido de la defensa estuvo presente –además de la titular de la Unidad Fiscal de Instrucción 6- la Jueza de Garantías Rosa Frende que ahora deberá presidir la audiencia.

“Estoy tranquilo, soy inocente, no tengo nada que ver con lo que pasó” fue lo primero que dijo el hombre de 53 años que explicó la relación comercial que mantenía con la víctima.

Tras negar cualquier tipo de vinculación con el homicidio, el imputado explicó que Guasone le debía cerca de 20 mil dólares y que le firmó varios pagarés para afrontar los pagos de manera escalonada. Antes de ese compromiso, allegados de la víctima le habían comprado el fondo de comercio, por lo que Aguerrido sostuvo que estaba tranquilo porque había empezado a cobrar el dinero que le adeudaban.

Para el defensor la hipótesis de que su cliente lo mató por una deuda es forzada y además no tiene sentido ya que se había comenzado a regularizar con la venta del fondo de comercio y la firma de los pagarés. “Incluso en esos documentos Guasone reconoció como deuda el tiempo en que el local estuvo cerrado por cuestiones ajenas a mi defendido”,  le dijo en su momento Sivo a este medio.

Compartir
Compartí esta nota