RADIO
EN VIVO
imagen

Desocupación

11 de Octubre de 2019 10:47

En un año se perdieron 300 puestos de trabajo en el sector gastronómico

Desde Uthgra advirtieron que el panorama se agravó en 2019 y que los comercios que no cerraron, reajustaron su personal. Estiman que apenas alrededor del 35% de los empresarios pagan aportes a sus empleados, lo que deja en jaque el funcionamiento de la obra social.

El rubro gastronómico es históricamente uno de los sectores en los que más se siente la crisis y este año no es la excepción: estiman que en los últimos 12 meses se perdieron 300 puestos de trabajo, cerraron decenas de restaurantes y cafeterías, y las que sobrellevan la situación, lo hacen con el personal mínimo e indispensable.

Así lo precisó la secretaria general de Uthgra Mar del Plata, Nancy Todoroff, quien incluso mostró expectativas moderadas de cara al próximo fin de semana largo por el feriado del 12 de octubre. “Venimos hablando con referentes de la hotelería y hasta el momento tienen un 40% de reservas aunque estiman que podría venir más gente a último momento”, dijo al ser consultada por 0223.

Para la dirigente del gremio gastronómico, el panorama es realmente complejo y desestimó la posibilidad de que los empresarios del rubro contraten a personal extra para el fin de semana. “Hasta no ver a último momento el caudal de gente y el personal que realmente se necesitan, no lo convocan”, explicó.

“El año pasado fue difícil y pensamos que este año podría irnos mejor, pero no mejoró nada; incluso, fue mucho peor que el pasado”, sostuvo Todoroff  y reparó en que más allá del cierre de restaurantes, cafeterías chicas e, incluso, hoteles, también hubo ajustes en cuanto a la cantidad de empleados contratados. “En la mayoría de los establecimientos se quedaron con el personal mínimo, mientras que en algunos lugares se contrata al personal como extra o a través del convenio 8.2, que obliga al empleador a llamar a sus trabajadores ocho días al mes”, indicó.

Lógicamente, esto derivó en la merma de los ingresos a la obra social del sector, OsUthgra, y en los inconvenientes en la atención médica de los afiliados. “Nos hemos visto obligados a reprogramar cirugía y demás prestaciones médicas porque realmente cayó muchísimo la recaudación”, reconoció la dirigente, al tiempo que subrayó que “si bien antes sabíamos que teníamos en Mar del Plata empresarios nefastos que no pagaban porque era una decisión que  habían tomado, en este momento hay muchos a los que realmente les cuesta ponerse al día”.

Todoroff puntualizó que OsUthgra tiene 7000 afiliados titulares y entre 11000 y 11500 afiliados por grupo familiar, pero apenas “entre el 35 y 40% de las empresas pagan en tiempo y forma, lo cual nos pone en una situación gravísima”.