RADIO
EN VIVO
imagen

Confitería boston

29 de Mayo de 2019 18:12

Tras un año de lucha, este sábado reabre el local céntrico de la Boston

De los 10 trabajadores que encabezaron la toma, seis recuperarían sus puestos de forma permanente, mientras que un séptimo lo haría como franquero. Por su parte, los tres restantes realizarían reemplazos en el local de Constitución.

Luego de encabezar durante un año la toma del local de Buenos Aires entre Moreno y Belgrano, los trabajadores de la confitería Boston están de festejo. Después de una reunión que mantuvieron este miércoles los empleados con representantes del síndico y con autoridades del Sindicato de Pasteleros, finalmente el comercio reabrirá sus puertas al público el próximo sábado.

Es un hecho. Tras un año de toma, la Boston del centro de Mar del Plata levantará sus persianas el sábado 1 de junio. La decisión fue acordada luego de una reunión que encabezaron las autoridades del síndico que quedó a cargo de la firma, junto con los trabajadores y Carlos Vaquero, titular del Sindicato de Pasteleros.

En principio, según dejó trascender el propio Vaquero, de los diez trabajadores que forman parte de la mítica confitería tomarían a seis para planta permanente, mientras que un séptimo empleado lo haría como franquero. Por su parte, los otros tres empleados restantes realizarían reemplazos en el local de la zona de Constitución.

El viernes de la semana pasada la Justicia apartó a los hermanos Juan Manuel y Pablo Lotero como propietarios de la firma, por lo que la administración quedó en poder de un síndico. Lo mismo había ocurrido días atrás con el local de Constitución 4698, donde allí funciona la planta de elaboración, ante una serie de incumplimientos por parte de los empresarios.

Los inconvenientes en la empresa Boston habían empezado en el invierno del 2017, con la falta de pago de los salarios. Tras meses de lucha y más de 70 despidos, en junio de 2018 se inició la toma del local de la calle Buenos Aires. Asimismo, en enero de este año se concretó el desalojo de la tradicional confitería de Urquiza y la Costa. Sin embargo, tras un año de lucha y conflictos gremiales, los trabajadores tienen un motivo para festejar y ya sueñan con volver a ser el emblemático café que le abrió sus puertas a miles de marplatenses y turistas.