RADIO
EN VIVO
imagen

Elecciones 2019

13 de Julio de 2019 16:12

Bucca: "Los políticos me tienen sin cuidado porque no se ocupan de los problemas de la gente"

En su paso por Mar del Plata, el precandidato a Gobernador bonaerense por Consenso Federal mantuvo un mano a mano con 0223. "Las elecciones son una ultramaratón en la que no está nada dicho", sostuvo.

Un programa habitacional "revolucionario". Un cambio radical en el funcionamiento de la salud pública. Y la expectativa por romper el binomio electoralista al que somete el fenómeno de la polarización. Ésas son las principales apuestas que se desprenden de la reciente recorrida que hizo por Mar del Plata Eduardo "Bali" Bucca, el precandidato a Gobernador por la Provincia de Buenos Aires que tiene Consenso Federal, la fuerza que lidera Roberto Lavagna.

El diputado nacional del Justicialismo mantuvo una intensa agenda por la ciudad desde el viernes, secundado por Juan Manuel Urtubey - precandidato a vicepresidente - y Santiago Bonifatti - precandidato a Intendente -, en el que no faltó una vista por la Boston tras la emblemática lucha que encabezaron los trabajadores, por el Puerto y reuniones con distintos sectores, como el Sindicato de Empleados de Comercio.

El ex Intendente de Bolívar, sin embargo, se hizo un tiempo para mantener un mano a mano con 0223, en el que reflexiona sobre las prioridades de una eventual gestión en territorio bonaerense y sobre la forma de lidiar en unos comicios que parecen estar fuertemente polarizados por las figuaras de María Eugenia Vidal y Axel Kicillof, los precandidatos a Gobernador que proponen Juntos por el Cambio y el Frente de Todos, respectivamente.

Bucca dice saber que su principal desafío pasa por lograr que el electorado lo "conozca" y se pueda posicionar como una figura de renovación en el contexto actual, en sintonía con las premisas que transmite a nivel nacional Roberto Lavagna. En ese sentido, al compartir su perfil, se diferencia de los "políticos" tradicionales e insiste en la necesidad de poner el foco en los temas "que le ocupan a la sociedad. "Muchos de los problemas lo genera la misma política, que canaliza energías en temas que no tiene nada que ver", considera.

-¿Cuáles son las conclusiones más relevantes que se lleva de Mar del Plata y de estas recorridas de campaña?

-El desafío de cada día que tenemos es levantamos para salir adelante y llegar a cada rincón de la Provincia con nuestras ideas y propuestas y el mensaje de Roberto Lavagna. De Mar del Plata y cada ciudad que visitamos, nos vamos con una excelente expectativa porque vemos que hay una sociedad ávida de escuchar ideas que nos saquen de esta situación tan crítica que vive el país. Hay una receptividad muy importante.

Nosotros elegimos el camino de las ideas. Yo quiero modernizar el Instituto de la Vivienda para hacer un programa revolucionario en el que se pueda crear un banco de viviendas y un registro único de aspirante a bienes inmuebles que permita que ese millón y medio de familias que no tiene vivienda propia pueda resolver este problema, que no es menor: tener una vivienda propia le puede cambiar la vida a una familia. Y pagar el alquiler en esta situación de crisis realmente duele y mucho. Pero desde la Provincia se pueden hacer acciones muy concretas y rápidamente se pueden ver resultados.

-En Mar del Plata siempre se plantea el problema del colapso de los hospitales públicos y las carencias que hay para los jubilados, ¿Qué mirada tiene de la salud pública y qué es lo debe cambiarse?

-Nosotros decimos que la salud pública está enferma en la Provincia. Necesitamos un sistema dinámico y preventivo, que es a lo que tiende la medicina en todo el mundo. Con esto, el Centro de Salud va a la comunidad a través de mucha promoción y educación, y no al revés. Hoy tenemos un sistema estático que espera a que el vecino lo requiera cuando ya está enfermo. Nos reunimos con un centro de jubilados en Mar del Plata donde nos hacían esta misma inquietud.

Consideramos que hay que crear rápidamente un programa de primera infancia, que es algo que ya podría implementar ahora la gobernadora Vidal. Con esto, se garantizaría una buena nutrición en los primeros mil días de los niños bonaerenses. También debe garantizarse el 100 por ciento de la vacunación de los niños.

Hay que lograr una desburocratización a través de la incorporación de nuevas tecnologías. En Mar del Plata podríamos tener identificados donde vive cada uno de los diabéticos e hipertensos. Esto realmente es muy simple y es cuestión de tener una política de salud y una decisión política para llevarlo a la práctica.

-¿En qué consiste el proyecto 'Dulces Sueños' que presentó en el Museo MAR?

-En Mar del Plata y en el país siempre hay lamentablemente fallecimientos por la inhalación de monóxido de carbono. Pero tenemos una solución que fue desarrollada en gran parte en el Intema, donde está Miguel Ponce, un investigador del conicet, quien hizo un dispositivo que corta el gas cuando hay una pérdida de metano o de monóxido de carbono.

El proyecto que ya presentamos en el Congreso plantea que obligatoriamente todos los artefactos salgan de fábrica con ese dispositivo, con lo cual se permitiría salvar muchas vidas en el país. Pero también esto pretende visibilizar el talento de la Provincia de Buenos Aires.

Esto también pretende decir cómo el Estado puede formar un Miguel Ponce o cientos de otros talentos que pueden desarrollar algo que puede salvar vidas y que también puede generar empleo y crecimiento económico si se llega a producir en el país. Es un circulo muy virtuoso que la política, por estar peleando y confrontando por cosas que nada tienen que ver, no lo visibiliza ni lo tiene en cuenta y nunca se terminan resolviendo estos temas.

-¿Cómo busca Consenso Federal romper la polarización en la Provincia?

-Llamamos al sentido común y la reflexión de la sociedad. Hay candidatos que se pelean y se dicen cualquier cosa entre ellos pero están absolutamente lejos de saber lo que pasa en la sociedad. Están totalmente apáticos; sólo buscan conservar cargos de poder. Pero la sociedad tiene la enorme oportunidad de votar lo que quiera y no dejarse llevar de las narices de un lado para el otro, y menos aún cuando la invitan a abrir puertas que la llevan a la misma situación de crisis en la que estamos.

Nada termina después de las elecciones. Uno a veces ingresa en un proceso de hipnosis donde parece que la sociedad se olvida de todo lo malo que han hecho en el Gobierno actual y anterior y no ve la salida hacia adelante. Y Lavagna justamente invita a un Gobierno de consensos; tiene prestigio y cuando tuvo que afrontar una situación muy dura desde lo económico, pudo salir adelante.

-¿Observás en estas elecciones una campaña más violenta, más sucia, en términos de agravios y discusiones?

- Yo tengo un desafío que es que me conozcan. Hay una necesidad de la sociedad de que haya una renovación y creo que ahora hay una enorme oportunidad. Y en la medida que me vayan conociendo, se van a dar cuenta de que a mí los políticos me tienen sin cuidado. Lo que me ocupan son los temas de la sociedad.

Creo que parte de los problemas de la sociedad es que los políticos canalizan su energía en temas que nada tienen que ver con la gente. Pero la sociedad tiene la posibilidad de romper con esta situación y desde Consenso Federal proponemos una campaña de debates de propuestas. Nada está dicho todavía, esto es una ultramaratón y la vamos a correr desde el principio y hasta el final. Confiamos en poder hacer una excelente elección en agosto.